31 may 2020

Ir a contenido

SECTOR INMOBILIARIO

ProntoPiso demuestra la compatibilidad entre Real Estate y teletrabajo

La empresa española apostó desde sus inicios por la digitalización del sector y ha logrado resistir a las circunsancias y dificultades del confinamiento establecido por la crisis sanitaria

ProntoPiso ha sido una de las empresas que mejor se ha adaptado al teletrabajo

ProntoPiso ha sido una de las empresas que mejor se ha adaptado al teletrabajo / ProntoPiso

En los últimos meses las cuestiones relacionadas con el Real Estate y el teletrabajo se han convertido en el centro del debate entre los mentideros profesionales del sector. Una de las conclusiones a las que se ha llegado es que el Real Estate no esta preparado para teletrabajar.

Si añadiésemos la coletilla “como tampoco lo está la mayoría de los sectores” sería cierto. Sin embargo, desde la inmobiliaria ProntoPiso han apostado por fijarse en los casos que sí han sabido adaptarse a las circunsancias y han hecho del teletrabajo el medio para reforzar la digitalización de un modelo de negocio tradicional.

Llama la atención ver que, lejos de cerrar, ProntoPiso ha asumido un buen porcentaje de profesionales del Real Estate que, de la noche a la mañana, se quedaron sin empleo.

Desde el 2011, el sector inmobiliario ha representado un promedio del 10% del PIB español. Si echamos la vista atrás, en el 2019 se cerró el ejercicio con 492.594 hipotecas constituidas. Ahora es una cifra que se antoja complicada repetir ya que el país está inmerso en un parón de toda actividad económica.

Una de las primeras empresas en apostar por la digitalización

El teletrabajo era una realidad antes de la crisis por el coronavirus. Pocos lo vieron venir y menos los que supieron anticiparse. Ahora, durante el confinamiento, se ha convertido en una exigencia. Y en el futuro las empresas deberán ser capaces de fluctuar entre el trabajo presencial y el remoto con naturalidad.

ProntoPiso fue una de esas empresas que lo apostaron todo al entorno digital y, quizás antes de lo previsto y por un motivo imposible de vaticinar, el tiempo le ha dado la razón y sobrevive gracias al teletrabajo.

El coronavirus hace estragos en la sociedad española. Por un lado están las cifras personales y por otro las empresariales. No son pocas las empresas, entre ellas agencias inmobiliarias tradicionales, que han tenido que cerrar. Algo que ha supuesto una pérdida de capital humano. Muchos profesionales del Real Estate, agentes inmobiliarios con mucha experiencia, han descubierto los beneficios del teletrabajo en ProntoPiso.

Tal y como lo ve el director de marketing de ProntoPiso, Jesus Pérez Pico, “El Real Estate tiene margen suficiente para ser desestancado y relanzado procurando que sus profesionales trabajen lo más posible desde sus casas incluyendo las reuniones que se pueden celebrar vía videoconferencia. Esto reduce las salidas a las visitas a los inmuebles por vender y las citas con notarios para rematar las ventas”. Esta es la fórmula ProntoPiso, que no sólo está dando buenos réditos y se está manteniendo activa, sino que también se está reforzando durante la cuarentena.

Nuevos trabajadores que se quedaron sin empleo

Desde el punto de vista empresarial, la inmobiliaria ha sabido moverse para cerrar acuerdos con grandes fondos y tenedores de casas con el fin de aumentar el número de viviendas disponibles en su portal. Y desde el punto de vista laboral está asumiendo no sólo a quienes ya trabajaban con ellos antes de la cuarentena, sino que ProntoPiso está demostrando que, por lo menos dentro del sector inmobiliario, quien quiere trabajar, puede hacerlo.

Para Jesús Pérez, “ProntoPiso está asumiendo muchos agentes inmobiliarios que de un día para otro se quedaron en sus casas, sin poder ir a trabajar y cuyas empresas no tenían los recursos necesarios ni la tecnología para poder seguir teletrabajando”.

En ProntoPiso ese recurso digital, para el teletrabajo se llama Realtus. Se trata de una plataforma digital que le permite al asesor inmobiliario organizar, supervisas y ejecutar sus tareas de modo digital y cuenta con múltiples respaldos sin coste alguno como disponer de una centralita que canaliza todas las llamadas, un fotógrafo profesional, posicionamiento de anuncios en webs especializadas y asesores legales que facilitan el día a día del profesional que confía en ellos.

Frutos de la inversión digital

Esta inmobiliaria digital apostó por diferenciarse y lo hizo mediante la digitalización del sector para mejorar los márgenes de beneficios y simplificar la vida personal y profesional de quienes confiaran en el teletrabajo.

Ahora están recogiendo los frutos de esa apuesta acogiendo, día tras día, a muchos profesionales que bien por el boca a boca, bien porque lo encuentran en Internet, han descubierto que pueden registrarse en la plataforma de ProntoPiso para seguir trabajando como agentes inmobiliarios, incluso durante la cuarentena. Sin ningún género de exclusividad y pudiendo, incluso, mantener su relación profesional con su actual agencia inmobiliaria.

El teletrabajo está demostrando ser la clave de la adaptación para sobrevivir en muchos mercados laborales y el inmobiliario no podía quedarse atrás. De hecho parece ser la clave para que ProntoPiso disponga, a fecha de hoy, de la mayor red de agentes inmobiliarios de toda España y siga creciendo pese al confinamiento.