Relevo en la farmacéutica

Jorge Gallardo deja la presidencia de Almirall en manos de su hijo Carlos

La farmacéutica anuncia la sucesión al mismo tiempo que presenta resultados de 2021, con pérdidas de 40,9 millones de euros

Jorge Gallardo, de laboratorios Almirall.

Jorge Gallardo, de laboratorios Almirall.

3
Se lee en minutos
Eduardo López Alonso
Eduardo López Alonso

Periodista.

Especialista en distribución, comercio, industria, lobis, empresas, farmacéuticas, sector inmobiliario, telecomunicaciones, innovación, logística, infraestructuras, consumo, transporte, energía, sostenibilidad...

Escribe desde Barcelona

ver +

Jorge Gallardo, actual presidente de la farmacéutica catalana Almirall, ha anunciado este lunes que deja la presidencia de la compañía en manos de su hijo Carlos Gallardo Piqué, que ya era vicepresidente del consejo. La farmacéutica catalana ha anunciado el relevo en la cúpula de la compañía en una comunicación remitida esta mañana a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el supervisor bursátil español, aunque precisa que los cambios se decidieron en el consejo celebrado el pasado 18 de febrero.

El anuncio llega de manera paralela al informe de los resultados del pasado año, que terminó con unas pérdidas de 40,9 millones de euros debido a varios deterioros contables, principalmente el de su fármaco Seysara, lo que contrasta con los 74,3 millones de beneficio de 2020. Almirall ha atribuido las pérdidas al deterioro de 103 millones del valor contable del activo intangible de Seysara (69 millones), su antibiótico para tratar el acné; a la cartera legacy de Estados Unidos (22 millones) y al pago por la opción de compra de Bioniz, finalmente no ejecutada (12 millones), unos extraordinarios ya comunicados en el primer semestre de 2021. Los ingresos totales alcanzaron en 2021 los 812,2 millones de euros, un 7,3% más, mientras las ventas supusieron 809,8 millones, un 7,2% más. El análisis de las cuentas también muestra el gran incremento del impuesto sobre sociedades debido al impacto del cambio legal en España, que llevó este epígrafe a gravar con 31 millones de euros las cuentas, frente a los cinco millones del año anterior.

La empresa mantiene su apuesta estratégica en la dermatología clínica, poniendo el énfasis en áreas con necesidades médicas no cubiertas, como los cánceres de piel no melanoma (queratosis actínica, carcinoma de células basales, carcinoma de células escamosas), enfermedades raras, enfermedades inmuno-inflamatorias, etc. "Profundizamos en la investigación en enfermedades inmuno-inflamatorias como dermatitis atópica, psoriasis, alopecia areata y vitíligo. La idea es maximizar el valor de la cartera de productos añadiendo nuevas indicaciones y mejorando el acceso del paciente a terapias dermatológicas en mercados clave, explica la empresa, que añade: "Vemos el mercado de dermatología médica como un área terapéutica con limitada cobertura de tratamientos y una considerable población afectada, con crecimiento esperado en los próximos años".

La biofarmacéutica Almirall, fundada en 1943 y con sede en Barcelona, cotiza en la bolsa de Valores de España y es miembro del Ibex 35. Almirall tiene presencia directa en 21 países y acuerdos estratégicos en más de 70, a través de 13 filiales, con aproximadamente 1.800 empleados.

La renuncia de Gallardo - que tiene 80 años- como presidente se hará efectiva al finalizar la junta general de accionistas de Almirall, que se ha convocado para el próximo 6 de mayo. Como consecuencia de esa decisión, el consejo ha nombrado ya a Carlos Gallardo Piqué como presidente del consejo de administración de Almirall, un nombramiento que, no obstante, se hará efectivo una vez haya finalizado esa junta. Con la renuncia de Gallardo padre se formaliza la sucesión en la cúpula de Almirall, una de las farmacéuticas más importantes de España y cuyo capital es familiar, ya que está en manos de los hermanos Jorge y Antonio Gallardo.

El compromiso con el futuro

En un comunicado, Almirall ha resaltado que el nombramiento de Carlos Gallardo Piqué como presidente pone de manifiesto el compromiso de la familia con el futuro de Almirall. Carlos Gallardo Piqué es miembro del consejo de Almirall desde 2013 y ha sido director general de Almirall en Reino Unido e Irlanda.

Fundador y consejero delegado de CG Health Ventures, que invierte y crea empresas de salud digital, es ingeniero industrial por la UPC y MBA por la Universidad de Stanford.

"Estoy muy contento de asumir este nuevo reto como presidente de Almirall y poder contribuir desde esta posición a llevar la compañía a una posición de liderazgo mundial en el campo de la dermatología médica", ha asegurado el nuevo presidente en un comunicado.

Noticias relacionadas

Por su parte, el consejo de Almirall ha agradecido a Jorge Gallardo su "inmensa contribución a Almirall". "Ha sido un verdadero privilegio y placer liderar Almirall. Hemos cosechado muchos éxitos y también nos hemos enfrentado a diversos retos", ha añadido.

"Estoy convencido de que la compañía tiene por delante un futuro prometedor y contamos con el equipo directivo y consejo de administración idóneos para dirigirlo. Le deseo mucho éxito a Carlos en su nuevo rol y en esta nueva etapa de la compañía", ha subrayado Jorge Gallardo.