RE-CONNECTANT

Digitalizando el comercio local

Un total de 400 establecimientos locales de Barcelona tendrán la oportunidad de digitalizarse gracias a esta iniciativa

A través de este proyecto, se busca impulsar la actividad económica tras la pandemia y ofrecer nuevas herramientas a los negocios

El programa busca ayudar a los comercios después de la crisis sanitaria

El programa busca ayudar a los comercios después de la crisis sanitaria

4
Se lee en minutos

Desde mediados del siglo XIX, la pastelería La Colmena endulza Barcelona con delicias como sus caramelos, pasteles y chocolates. Ubicada en la emblemática Plaça de l’Àngel, esta pastelería es una de las más antiguas de la ciudad. La tradición, la historia y la artesanía son el lema del negocio, sin embargo, a raíz de la pandemia provocada por la covid-19, la digitalización, el posicionamiento web y las redes sociales se han convertido en los nuevos retos del establecimiento.

Desde el 2014, La Colmena cuenta con su propia página web. “Asimismo, aún no le habíamos dado mucho impulso”, explica Silvia Roig, cuarta generación de la pastelería. Según la pastelera, “la campaña de monas del 2020”, que coincidió con el confinamiento impuesto por la crisis sanitaria “supuso un punto de inflexión”. Fue entonces cuando la familia Roig decidió ponerse en contacto con el programa re-connectant, una iniciativa de Endesa, el Ajuntament de Barcelona, a través de Barcelona Activa, y Barcelona Comerç cuyo objetivo es digitalizar los establecimientos de proximidad de la capital catalana.

Pastelería La Colmena, uno de los negocios que forma parte de re-connectant

La Colmena es uno de los 400 comercios locales de la ciudad que recibirá asesoramiento por parte de un total de 20 agentes expertos en estrategia digital. La Farmacia Oller Salut, otro establecimiento emblemático de la ciudad condal, también participa en el programa. La crisis de la covid-19 ha intensificado el proceso de digitalización de esta farmacia centenaria. “Queremos dar una atención integral a la persona y esto pasa por ampliar nuestros servicios. La pandemia ha abierto nuevas necesidades como, por ejemplo, hacer llegar los medicamentos al domicilio de las personas”, destaca Helena Oller, cuarta generación del negocio familiar.

Actualmente, ya son 127 comercios los que disfrutan de los beneficios del programa. Establecimientos tan simbólicos como la Farmacia Oller Salut y la pastelería La Colmena han aprovechado para renovar y modernizar su modelo de negocio, sin embargo, el programa está abierto a cualquier tipo de comercio local de la ciudad.

Aquellos que deseen entrar a formar parte de él pueden presentar su solicitud aquí. A través de este soporte técnico, los establecimientos cuentan hasta finales de año para elaborar e implementar un plan digital que impulse su actividad económica, afectada por las consecuencias de la pandemia.

Objetivo final: autonomía digital

“Gracias al programa hicimos un plan de mejora de la tienda ‘on line’, desde la experiencia del usuario, los envíos, las imágenes corporativas, las redes sociales y los anuncios en plataformas digitales”, remarca Silvia Roig. Además, la pastelera asegura que “antes no teníamos una estructura consolidada y ahora, en cada campaña, nos marcamos unos objetivos. Re-connectant nos ha ordenado y nos ha enseñado a gestionarnos mejor”. La idea de la iniciativa es que los agentes ofrezcan los recursos y promuevan el empoderamiento de los establecimientos locales para que, una vez se haya completado la implantación del plan digital, dispongan de herramientas, procesos, metodología y rutinas para integrar la rama digital en el día a día de la gestión de su negocio.

Oportunidades a los más jóvenes

Otro de los objetivos de re-connecta es impulsar el talento joven. Y es que los 20 expertos que se encargan del asesoramiento digital a los comercios locales son jóvenes con estudios recientes de grado especializado en ‘marketing on line’, ‘community manager’, presencia en línea y comunicación digital. De esta manera, a través de un contrato, Barcelona Comerç les ofrece su primera oportunidad laboral para que pongan en practica sus conocimientos y adquieran experiencia. “Es una relación ‘win-win’”, comenta Carla Pérez, una de las agentes digitales, “nosotros les asesoramos y ellos nos ofrecen la oportunidad para aplicar y demostrar todo aquello que hemos adquirido a lo largo de nuestros estudios y para seguir formándonos como profesionales”.

Configurar y revisar la web y los perfiles de redes sociales, mejorar la estrategia SEO, desarrollar una estructura para el ‘e-commerce’, planificar ‘newsletters’ y definir contenidos y publicaciones son algunas de las tareas que se trabajan entre comerciales y agentes. Andrea Fisbein, propietaria de la Joyería Fisbein y usuaria del programa re-connectant explica que ha trabajado con seis técnicos: “cada uno es experto en un tema y me asesora según mis necesidades, ellos me dan unas pautas y unas indicaciones para que en un futuro yo pueda hacerlo de manera autónoma”.

Noticias relacionadas

Tal y como lo ve Jordi Cívico, otro de los jóvenes expertos, “intentamos adaptarnos a sus necesidades conociendo sus posibilidades para que, poco a poco, vayan interiorizando los conceptos básicos del ‘marketing digital’ y, así, lo puedan implementar en un futuro de manera autónoma”.

Plan de Responsabilidad Pública

Para el desarrollo del programa y la contratación de los 20 técnicos digitales, Endesa ha invertido un total de 500.000 euros. Una cantidad que se enmarca dentro del Plan de Responsabilidad Pública de la eléctrica, dotado de 25 millones de euros y activado en marzo del año pasado que busca impulsar la actividad económica tras la crisis sanitaria. En la primera fase del plan, la empresa destinó 12 millones de euros en la compra directa de material sanitario y en donaciones a instituciones públicas y privadas volcadas en la lucha contra la pandemia. Esta segunda fase se orienta a la recuperación socioeconómica y en la ayuda urgente a los sectores más vulnerables.