Empleo

Sin acuerdo para prorrogar los ertes

  • Seguridad Social y agentes social discrepan sobre cómo extender las exoneraciones de las cuotas sociales hasta el 30 de septiembre

  • Este martes se celebra el último consejo de ministros ordinario previo al vencimiento de las ayudas el 31 de mayo

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá.

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá. / Alberto Ortega / Europa Press

4
Se lee en minutos
Rosa María Sánchez
Rosa María Sánchez

Redactora jefe

Especialista en Macroeconomía, presupuestos, impuestos y pensiones.

Escribe desde Madrid

ver +

A falta de una semana para que expire el actual esquema de apoyo público a los expedientes de regulación temporal de empleo, el próximo 31 de mayo, el ministerio de Seguridad Social, de José Luis Escrivá, y los representantes de patronal y sindicatos no han logrado este lunes un acuerdo para prorrogar el sistema de apoyo público a los ertes hasta el 30 de septiembre.

El escollo, según fuentes de la negociación, sigue estando en el recorte que el ministro Escrivá quiere aplicar a las exoneraciones a la Seguridad Social de las empresas con trabajadores en erte. El ministro pretende que las exoneraciones sean mayores para los trabajadores de empresas en erte que se reincorporen a la actividad y menores, para los que permanezcan en regulación temporal, con el fin de estimular la vuelta al trabajo. Este planteamiento es compartido por la vicepresidenta económica, Nadia Calviño.

Los agentes sociales, sin embargo, no están de acuerdo con ello y defienden mantener el esquema actual de exoneraciones de las empresas con trabajadores en erte, que no diferencia entre los empleados reincorporados y los que aún no lo están. Las exoneraciones oscilan entre el 70% y el 100% dependiendo de las causas que limitan la actividad de la empresa y de su tamaño.

Cuatro escenarios posibles

La cuestión es que este martes se celebra la última reunión ordinaria del Consejo de Ministros previa al vencimiento del actual esquema de ayudas que en la actualidad alcanza a casi 600.000 trabajadores. Y se podría decir que se abren cuatro escenarios. Primero: la negociación se mantiene hasta el minuto antes de la reunión del Consejo de Ministros y se alcanza un acuerdo. Segundo: el Gobierno aprueba este martes la nueva propuesta de Escrivá sin acuerdo de los agentes sociales. Tercero: el Consejo de Ministros aprueba una prórroga sin cambios del esquema ya existente. O cuarto: las partes siguen negociando en los próximos días para celebrar una reunión extraordinaria del Consejo de Ministros antes del 31 de mayo en la que se apruebe un pacto para aplicar seguir prestando apoyo público a los ertes hasta el 30 de septiembre, que, en todo caso, es la nueva fecha de referencia.

"Seguimos trabajando", se apuntó desde el Ministerio de Seguridad Social, sin dar por perdida la opción de un acuerdo antes del Consejo de Ministros de este martes. "Seguimos defendiendo que es importante mantener el acuerdo de todos las partes implicadas. No sería comprensible que el Gobierno legislara sin acuerdo", subrayaron desde UGT.

"Las partes del acuerdo concernientes al Ministerio de Trabajo están consensuadas y solo falta el compromiso del Ministerio de Seguridad Social", dijo la secretaria de Acción Sindical de CCOO, Mari Cruz Vicente, apuntando a Escrivá. "Esperamos que esto se solvente con prontitud para que pueda ir al Consejo de Ministros y dar seguridad y certeza tanto a los trabajadores como a las empresas. De no ser así -añadió- alguien tendrá que asumir esta irresponsabilidad y desde luego no somos nosotros".

El presidente de la patronal CEOE, Antonio Garamendi, advirtió al Gobierno de que la negociación "no es un mercadeo" y que hay que extender el decreto actual como está. "Creo que los sindicatos opinan igual: una prórroga es una prórroga, son 20 minutos más con las mismas reglas de juego y con el mismo balón, no con otras reglas y otro balón", señaló el dirigente de CEOE horas antes de la reunión que se celebró por la tarde, y añadió que si no hay acuerdo social, el Gobierno tendrá que legislar lo que considere oportuno.

Modelo actual

El esquema actual de los ertes, el que estará vigente hasta el 31 de mayo, establece una exoneración del 100% de la parte patronal de las cotizaciones sociales para las empresas de menos de 50 trabajadores que vean impedida su actividad en alguno de sus centros de trabajo por las restricciones administrativas para luchar contra la pandemia. Para empresas de más de 50 trabajadores estos 'ertes de impedimento' establecen una exoneración del 90%.

Noticias relacionadas

Cuando no existe impedimento, sino limitación de actividad, el actual modelo de los ertes establece una senda descendente de exenciones para el periodo entre febrero y mayo. Así, para empresas de menos de 50 trabajadores, se estableció una exoneración del 100% en febrero, del 90% en marzo, del 85% en abril y del 80% en mayo. Para las que tengan más de 50 empleados, estos porcentajes son 90%, 80%, 75% y 70%, respectivamente.

Además, para los sectores 'ultraprotegidos' y empresas de su cadena de valor existe hasta el 31 de mayo una exoneración del 85% de la aportación patronal para firmas con menos de 50 trabajadores y del 75% para las de más de 50 empleados, tanto para empleados reincorporados como para suspendidos.