coyuntura

Catalunya salió en verano de la recesión

El ascenso sin precedentes del 15,7% en el tercer trimestre dejó la caída del conjunto del año en el 9,1%

Las nuevas restricciones a la hostelería y al comercio generan dudas sobre la evolución del periodo octubre-diciembre

Una cafetería de Pamplona advierte a sus clientes que solo pueden hacer pedidos para llevar a casa.

Una cafetería de Pamplona advierte a sus clientes que solo pueden hacer pedidos para llevar a casa. / EDUARDO SANZ / EUROPA PRESS

Se lee en minutos

ReboteAl igual que el conjunto de la economía española, la catalana experimentó en el tercer trimestre un ascenso intertrimestral sin precedentes del 15,7%, según la Vicepresidència y 'Conselleria' d'Economia, lo que supuso salir de la recesión técnica, tras dos descenso trimestrales consecutivos. Con esta subida durante el verano, la caída interanual del producto interior bruto se redujo hasta el 9,1%, tras ser del 21,1% en el segudno trimestre.

El gran rebote registrado en verano estuvo ligado a la reapertura de gran parte de la actividad tras relajarse las medidas de confinamiento en el periodo marzo-junio. De todas formas, se trata de una recuperación "intensa, pero con un carácter parcial y desigual por sectores", según la Conselleria. Además, tras las nuevas restricciones provocadas por la pandemia, sobretodo con el cierre de bares y restaurantes y los centros comerciales y los cofinamientos perimetrales en Catalunya, existen dudas sober la evolución del cuarto trimestre.  

Rebrotes

El ritmo de recuperación en el tercer trimestre fue más intenso en julio, ya que desde agsto se empezó a ralentizar por los rebrotes vinculados con la pandemia. El valor añadido bruto se redujo en todos los sectores en términos interanuales , en especial el de los servicios--el que tiene un mayor peso--, con un descenso del 9,3%.

A lo largo del verano, especialmente al comienzo del mismo, el final de las restriccionesy la apertura de fronteras se reactivó "parcialmente" el turismo, espcialmente el nacional. Ni el tráfico áereo ni las agencias de viajes recuperaron grandes niveles por el desplome de visitantes extranjeros. En cambio, la hostelería y la resturación se beneficiaron precisamente del mayor dinamismo de los turistas nacionales.

Te puede interesar

La industria suavizó su retroceso, desde un desplome anual del 19,4% en el segundo trimestre al 8,2% en el tercero. La construcción registró una caída interanual del del 7,6%, frente a la del 28% del segundo trimestre. Y la agricultura se retrajo el 2% anual.

Por su parte, la tasa de paro subió hasta el 13,2% gracias al retorno a la actividad tras el confinamiento, pero aún lejos de los registros de hace un año. En comparación con el mismo periodo del año pasado, se ha proucido un decenso absoluto de 138.500 personas ocupadas.