24 sep 2020

Ir a contenido

EFECTOS DEL covid-19

Las franquicias de mensajería y los talleres, excepciones en los cierres por el coronavirus

El confinamiento ha supuesto la práctica paralización de la actividad en todos los sectores

El 90% de franquiciados en Catalunya no puede llegar a un acuerdo de alquiler

Eduardo López Alonso

Trabajador en un taller mecánico para vehículos.

Trabajador en un taller mecánico para vehículos. / Archivo (El Periódico)

"Casi el 90%" de los franquiciados no puede llegar a un acuerdo estos días sobre el pago del alquiler con los propietarios del local durante la crisis del coronavirus según la Associació de Franquícies de Catalunya (AFC). En un comunicado, la asociación reconoce que en torno al 10% de los franquiciados sí ha llegado a un acuerdo con el arrendador para retrasar o fraccionar el alquiler hasta que se recupere la actividad. El sector de las franquicias está siendo afectado directamente por la situación de confinamiento, ya que según los últimos informes de la Asociación Española de Franquiciadores remitidos al Gobierno la práctica totalidad del sector está sin actividad. En el sector de la mensajería sí que se mantienen las oficinas abiertas, pero con un 30% de caída de la actividad, según la AEF. También hay actividad en talleres de automóviles

La asociación de franquiciadores catalana ha pedido a la Generalitat un posicionamiento público sobre la situación de las franquicias porque "impacta directa y negativamente en la actividad económica". Unos 15.000 de los cerca de 22.000 locales comerciales alquilados a franquicias en Catalunya están cerrados desde que empezó el estado de alarma, por lo que no ingresan, y el alquiler supone "aproximadamente la cuarta parte" de sus gastos fijos, informa Europa Press.

La AFC calcula que los 15.000 locales cerrados suman 72.000 empleados, y los sectores más afectados son (por este orden): moda (4.000 tiendas, 13.000 afectados), hostelería y restauración (2.500 locales, 8.000 afectados), electrónica (1.500 tiendas, 4.000 personas), cuidado y bienestar personal (1.300 locales, 3.500 afectado) y agencias inmobiliarias (1.000 locales, 3.500 afectados).

El presidente de la AFC, Xavier Vallhonrat, asegura que no se trata de pedir un trato de favor para el colectivo sino que los arrendadores "se avengan a negociar lo que contempla el decreto ley", que fija normas para un acuerdo con el arrendatario pero no es claro a la hora de establecer reparto de costes de la situación.