Científicos españoles probarán tecnología 5G en drones y robots

Alemania, Francia, Suecia y Taiwán también participarán en un estudio de dos años sobre la viabilidad económica y técnica de que inteligencia artificial controles esas herramientas

Un dron sobrevuela la fábrica de Seat en Martorell.

Un dron sobrevuela la fábrica de Seat en Martorell.

1
Se lee en minutos
EFE

España participará en un programa para probar la tecnología 5G en drones robots industriales. Junto a científicos de otros cuatro países (Alemania, Francia, Suecia y Taiwán) estudiarán durante los dos próximos años la viabilidad económica de la tecnología 5G y la inteligencia artificial para controlar de forma remota robots industriales y manejar drones.

El proyecto "5G-Dive" será coordinado por la Universidad Carlos III de Madrid, y antes de la realización de los exámenes finales en Taiwán se realizarán pruebas de validación en España, en el laboratorio "5TONIC", un centro de investigación sobre las tecnologías 5G fundado por IMDEA Networks y la empresa Telefónica.

Las dos pruebas consistirán en poner en marcha un diseño 5G adaptado a las necesidades de sus respectivas aplicaciones para comprobar el funcionamiento correcto de los sistemas durante un periodo largo de tiempo, ha informado este miércoles en una nota de prensa la Universidad Carlos III.

DOS PRUEBAS

La primera se centra en el control remoto de los robots industriales utilizados en las fábricas, a través de la conexión de uno de estos aparatos con un "gemelo digital" (una copia software del robot), y se utilizará la Inteligencia Artificial en red para procesar imágenes tomadas por cámaras para detectar posibles desperfectos en las piezas fabricadas.

La segunda prueba piloto se centra en otro escenario: el vuelo coordinado autónomo de drones; en este caso, se trata de controlarlos desde una base central a través de tecnología 5G y utilizar la Inteligencia Artificial para detectar, por ejemplo, si hay una persona en peligro en un incendio.

Noticias relacionadas

Ambos casos de uso requieren de mucho ancho de banda y una latencia pequeña (poco retardo en la comunicación), razones por las que resulta tan adecuada la tecnología 5G, según han explicado los responsables del proyecto.

El proyecto "5G-DIVE" está financiado con fondos del Programa Marco de Investigación e Innovación de la Unión Europea, Horizonte 2020 y por el Ministerio de Asuntos Económicos de Taiwán, y es la continuación de dos iniciativas anteriores (5G-CORAL y 5G-TRANSFORMER).