02 jul 2020

Ir a contenido

Garamendi: "El exceso de impuestos hace que a veces no merezca la pena trabajar"

El presidente de la patronal reclama una rebaja en los impuestos de las empresas, sucesiones y patrimonio

Sobre los decretos que está intentando sacar adelante el Gobierno, Garamendi dice que "tienen poco de diálogo"

Sara Ledo

El presidente de CEOE, Antonio Garamendi, en una imagen de archivo.

El presidente de CEOE, Antonio Garamendi, en una imagen de archivo. / JOSÉ LUIS ROCA

El presidente de la CEOE ha criticado este miércoles la "excesiva" carga impositiva a la que están sujetas las empresas en España y que hace "que a veces no merezca la pena trabajar", dijo. Antonio Garamendi ha defendido el interés de los empresarios porque haya menos impuestos y, por ende, "más bases imponibles y menos tipos", pero también de las personas ante algunos cargos como los impuestos de sucesiones y de patrimonio, a su juicio también demasiado elevados.

El presidente de la patronal ha incidido en que la suma entre impuestos y cotizaciones sociales de las empresas en España "es mayor que en el resto de Europa" y ha apuntado que eso hace que las compañías pierdan competitividad. "Cuando hablamos de atraer talento es complicado hacerlo si en los salarios de más de 75.000 euros subieron las cotizaciones un 7% y eso hace que las bases salariales suban un 9%", argumentó Garamendi.

"No estoy diciendo que los impuestos no estén para ayudar a quien más lo necesitan, que para eso están, pero han de gestionarse de una forma eficiente y eficaz", explicó Garamendi durante la celebración de un desayuno organizado por Nueva Economía Forum en el que el presidente de Inditex, Pablo Isla, puso el acento sobre el trato injusto que se da "a veces" en España hacia las grandes empresas.

‘Un decreto tiene poco de diálogo’

Sobre el diálogo social, Garamendi ha insistido en que no es favorable a los 'decretos ley' porque son un contrato de adhesión y "tienen poco de diálogo". No obstante, también reconoció durante su intervención que la CEOE "nunca" se va a levantar de la mesa de diálogo social entre Gobierno, patronal y sindicatos, a pesar de que creen que un Decreto Ley no es "el medio más adecuado para temas de calado". 

"Los decretos ley son un contrato de adhesión, esto es, tengo este papel y, o lo apruebas o no, y dentro de ese decreto pueden venir también los llamados 'decretos ómnibus' que entendemos que son temas muy importantes como para que vayan todos en un decreto", añadió Garamendi.

El presidente de la CEOE señaló que en las negociaciones con los sindicatos y el Gobierno hay dos elementos clave que son "las formas y el fondo" y ha dejado entrever que se está contemplando la posibilidad de "aminorar" esos decretos pero sin entrar en materia: "Hoy no es el día que yo lo diga porque lo que haría sería romper esa posibilidad", añadió Garamendi.

Acto seguido, el presidente de la CEOE recordó que encima de la mesa hay una serie de temas que le preocupan como la ultraatividad  -"me preocupa si es infinita"-, el control horario que depende de los sectores, dijo, y la subcontratación en la que ya tenían avanzado un acuerdo en la negociación colectiva. No obstante, defendió los tres como materias que deberían ser tratadas a través del diálogo bipartito entre patronal y sindicatos que se produce en la mesa de negociación colectiva, sin intercesión del Gobierno.