01 abr 2020

Ir a contenido

energía

Naturgy aflora pérdidas contables de 3.040 millones al depreciar el valor de sus activos

El beneficio neto recurrente, 877 millones, aumenta el 37%; y el resultado de explotación, el 10%

El presidente ejecutivo de Naturgy, Francisco Reynes, en una rueda de prensa.

El presidente ejecutivo de Naturgy, Francisco Reynes, en una rueda de prensa. / Maximo Garcia de la Paz

Naturgyla antigua Gas Natural, afloró en el tercer trimestre unas pérdidas contables de 3.040 millones de euros por el ajuste de activos, especialmente las centrales térmicas, llevado a cabo a mitad de ejercicio por valor de 4.900 millones. El resultado de explotación recurrente fue de 3.248 millones de euros, un 10% más que en los nueve primeros meses del año pasado, y un beneficio neto, en términos recurrentes, de 877 millones, un 38% más.

Estos son los resultados conseguidos en los tres primeros meses tras la presentación del nuevo plan estratégico 2018-2022. El presidente de la compañía, Francisco Reynés, señaló que las cuentas del tercer trimestre "avalan el compromiso del equipo ejecutivo" con el cuplimiento del plan estratégico. Al comunicarlo también anunció la decisión de reducir el valor de la cartera de activos para adecuarla a la situación actual.

Durante los últimos tres meses, la compañía ha progresado en  su transformación estratégica. Por un lado, en la simplicidad, con la gestión a través de solo cuatro áreas de negocio, la simplificación del comité de dirección, así como la reducción del tamaño del consejo de administración, que ha pasado de 17 a 12 miembros.

Estructura de capital

Asimismo, durante este periodo la compañía ha avanzado en la optimización de la estructura de capital, amortizando toda la deuda bancaria a nivel corporativo, entre otras medidas.

El consejo de administración ha aprobado abonar un segundo dividendo a cuenta de 45 céntimos por acción con cargo a los resultados del 2018 el próximo 27 de noviembre. De esta manera, Naturgy ratifica su compromiso de retribuir con un dividendo total de 1,3 euros por acción con cargo al ejercicio 2018, un 30% más que en el 2017. A partir de este 2018 la compañía se ha comprometido a aumentar un mínimo del 5% anual hasta alcanzar los 1,59 euros por acción en 2022.

Durante los primeros nueve meses del año, Naturgy invirtió 1.593 millones de euros, un 42% más que en el mismo periodo de 2017. A 30 de septiembre la deuda financiera neta de Naturgy alcanzó los 13.575 millones de euros, un 10,4% menos que a finales de 2017.