Ir a contenido

sector aéreo

Bruselas aprueba con condiciones la compra de parte de Air Berlin por Lufthansa

El Ejecutivo comunitario concluyó que el aumento de derechos de aterrizajes en el aeropuerto de Düsseldorf perjudicaría a los pasajeros

Europa Press

Aviones de Air Berlin. 

Aviones de Air Berlin.  / FABRIZIO BENSCH (REUTERS)

La Comisión Europea ha dado este jueves su visto bueno a la compra de parte de Air Berlin, concretamente su filial LGW, por la también alemana Lufthansa. Bruselas aprueba la operación sujeta a condiciones para evitar distorsiones en el mercado comunitario.

"Lufthansa ha propuesto medidas correctivas mejoradas que garantizan que la compra de LGW tendrá efectos limitados sobre la competencia", ha anunciado la comisaria de Competencia, Margrethe Vestager. La aerolínea ya renunció este mes a parte de su proyecto inicial de compra que incluía otra filial de Air BerlinNiki, como condición para resolver las dudas que la operación planteaba a Bruselas.

Derechos de despegue y aterrizaje

Además, la empresa se ha comprometido a que, en el aeropuerto de Düsseldorf, sus derechos de despegue y aterrizaje ('slot') no crecerán más de un 1%, lo que supone que los competidores seguirán controlando el 50% de los 'slots' disponibles en el lugar.

En su investigación, el Ejecutivo comunitario concluyó que el aumento de 'slots' para Lufthansa en este aeropuerto, gracias a la compra de los derechos de Air Berlin, hubiera tenido un impacto negativo para los pasajeros, en términos de precios y variedad de ofertas.

No consideró, sin embargo, que estos problemas se pudieran repetir en otros aeropuertos afectados por la operación, en donde el aumento de 'slots' no era significativo."Nuestros temores en materia de competencia se han disipado con ello y autorizamos ahora el proyecto de compra", ha expresado Vestager.

Otras operaciones

En octubre, la Comisión autorizó a petición de Lufthansa una derogación para permitir que 49 de los 57 aviones afectados por la propuesta de compra de la compañía pudieran ser utilizados mientras se resolvía la investigación, para evitar más cancelaciones y contener el número de despidos, según ha apuntado la institución comunitaria.

La Comisión ya dio el pasado día 12 su visto bueno a la venta de otra parte de Air Berlin a la compañía de bajo coste easyJet, quien tras la operación podrá operar la principal red de corto alcance en el aeropuerto de Tegel (Berlín), conectando pasajeros desde y hacia diferentes destinos de toda Alemania y el resto de Europa

0 Comentarios
cargando