Ir a contenido

MERCADO LABORAL

España creó 413.900 empleos en el 2016 pero con un frenazo final

El desempleo cayó en 541.700 personas y la tasa de paro bajo al 18,63%, la menor en 7 años

Uno de cada tres contratos es inferior a seis meses y cada ocupado trabaja una hora menos a la semana

Rosa Maria Sánchez

España creó 413.900 empleos en el 2016 pero con un frenazo final
España creó 413.900 empleos en el 2016 pero con un frenazo final

/

El 2016 volvió a ser un buen año para la recuperación del mercado laboral y se convirtió en el cuarto ejercicio consecutivo de descenso del desempleo, con una tasa de paro que se situó en el cuarto trimestre en el 18,63% de la población activa, la más baja en siete años, desde el 2009. En el 2016 se crearon 413.900 empleos (+2,29%) y el paro se redujo en 541.700 personas (-11,33%), de modo que, al final del ejercicio había algo más de 18,5 millones de personas trabajando (18.508.100 personas) y el número de parados se había reducido hasta la todavía muy abultada cifra de 4.237.800 personas.

Una quinta parte del menor número de parados se ha concentrado en Catalunya, donde el desempleo se redujo en 110.200 personas en el 2016. En general, todas las autonomías incrementaron su número de ocupados, salvo Extremadura. Además, se creó empleo en todos los sectores, aunque destacó el de servicios (+240.400 puestos). Aunque el número de hogares con todos sus miembros en paro se redujo en 50.500, aún alcanza la cifra de 1.387.700 (el 7,5% del total) y existen 1,6 millones de parados que llevan más de dos años buscando empleo.

DESACELERACIÓN

Estas son las grandes cifras de la Encuesta de Población Activa (EPA) que ha publicado este jueves el Instituto Nacional de Estadística (INE), que, en una primera lectura sirven para convertir el 2016 en “un buen año para el mercado laboral”, según la patronal CEOE. Sin embargo, el ejercicio acabó con señales preocupantes que anticipan un frenazo. "Los datos de la EPA del cuarto trimestre del 2016 nos sorprenden con una ralentización en el crecimiento de empleo, que llega antes de lo previsto" avisa la patronal de las agencias de empleo, Asempleo.

Mariano Rajoy

presidente del gobierno

Falta mucho por hacer, pero cinco años de crisis no se resuelven en un cuarto de hora

En la última parte del año no hubo creación de empleo, sino que se destruyeron 19.400 puestos, sobre todo en el sector público (17.800 puestos menos)

Además, la reducción del paro en 83.000 personas durante el cuarto trimestre se explica, sobre todo, por la pérdida de población activa (102.400 personas menos).  “El perfil de la persona que se desanima en la búsqueda de empleo es el de un varón de 30 a 34 años”, apunta Asempleo.

CCOO

La precariedad laboral ha aumentado en forma de empleo parcial, empleo autónomo y devaluación salarial

LA MAYOR REDUCCIÓN ANUAL DEL PARO

Con todo, la ministra de Empleo, Fátima Báñez, ha subrayado que la reducción del paro del 2016 (541.700 personas) fue “la mayor bajada del paro de toda la serie histórica”. En declaraciones a Onda Cero, el presidente Mariano Rajoy reconoció que "falta mucho por hacer pero cinco años consecutivos de crisis económica no se resuelven en un cuarto de hora. Si somos capaces de mantener la política económica (...) llegaremos a esos 20 millones de ocupados" al final de la legislatura, en el 2019.

Lo cierto es que los datos no han logrado cumplir las expectativas del propio Gobierno. En su último cuadro macroeconómico había calculado que este año se crearían 550.000 empleos (136.000 más de los contabilizados) y que la tasa de paro se situaría en el 18,4% al final del cuarto trimestre (frente al 18,63% obtenido).

En línea con esta tendencia, la Cámara de Comercio de España prevé que la creación de empleo se desacelerará hasta el 2% en el 2017 y que la tasa de paro descenderá hasta el 18,7% de media anual, un punto por debajo del promedio del 2016 (19,6%).

PRECARIEDAD Y TEMPORALIDAD

Un análisis detallado de los datos permite concluir que en el 2016 hubo un reparto del tiempo de trabajo entre un mayor número de personas. Los datos de la EPA del cuarto trimestre revelan que, en media, cada empleado trabajó 33,9 horas, una menos que en igual periodo del 2015 (34,7 horas), un dato que pudo haber evitado una mayor destrucción de empleo en la recta final del año.

Según UGT, “el empleo creado tiene una gran dosis de precariedad y temporalidad” ya que el 31% de los contratos duran menos de 6 meses y solo un 15% de los asalariados tienen un contrato de duración superior a 1 año. El nuevo empleo temporal crece en mayor número que el indefinido (226.700 empleos temporales frente a 169.900 indefinidos), si bien la tasa de temporalidad se ha reducido ligeramente hasta el 26,4%. “La precariedad laboral, en sus diferentes formas, afecta a la mayoría de la población activa de este país y ha aumentado durante la crisis en forma de tiempo parcial, empleo autónomo y devaluación salarial”, denuncia CCOO.

El paro cae el 10,42% entre las mujeres

El 2016 acabó con 249.200 mujeres paradas menos que el año anterior (el 10,42% menos). En total, el desempleo femenino se situó en 2.142.700 personas (el 50,56% de la cifra total) y la tasa de paro en este colectivo bajó al 20,25% (frente al 17,22% de los hombres). De los 413.900 empleos creados en el año, 205.400 lo fueron entre la población femenina.

Entre los jóvenes, la tasa de paro de los menores de 25 años se situó en el 42,92% al final del 2016 (el 16,06% entre los mayores de 55 años). La cifra de parados en este colectivo alcanza las 613.900 personas (73.500 menos que al finalizar el año anterior). En el 2016 la ocupación aumentó ligeramente entre los jóvenes de 16 a 19 años (17.300 más) y se mantuvo congelada en el colectivo de 20 a 24 años de edad. La mayor creación de empleo se produjo en la población a partir de 55 años (153.400 puestos adicionales en el año).

Por nacionalidad y en cifras relativas, el paro bajó más entre la población extranjera (-14,85%), que redujo en 114.600 personas su cifra de desempleo. Entre la población española, la reducción del paro fue de 427.100 personas (-10,66%).

    

Hogares con todos sus miembros en desempleo

La cifra de hogares con todos sus miembros en paro se redujo de forma significativa en el 2016 (168.900 menos que en el 2015, el 10,8% de reducción). Sin embargo, este indicador aún alcanza una cifra muy elevada, de un total de 1.387.700 hogares, de los que 344.800 son unipersonales, según los datos del INE.

La protección de este colectivo es una de las justificaciones que está detrás de la iniciativa legislativa popular impulsada por los sindicatos que el Congreso de los Diputados debatirá la semana próxima para establecer una renta mínima garantizada para los hogares con menor nivel de renta.

Por su parte, el número de hogares en los que todos sus miembros activos están ocupados ha aumentado en 353.200 unidades a lo largo del 2016 hasta alcanzar los 9.883.600. De ellos, 1.868.700 son unipersonales.

En total, el número de hogares se ha incrementado hasta la cifra de 18.486.400 unidades. Sobre este total, existen 7,3 millones de hogares cuyo cabeza de familia es una persona inactiva, ya sea jubilado (3,76 millones) o pensionista (1,26 millones) o por razones de incapacidad (647.100), dedicación a labores del hogar (1,42 millones) o de otro tipo. 

Más de dos años buscando empleo

Entre la cifra de parados de larga duración los datos del 2016 también aportan mejorías aunque los números siguen siendo alarmantes. Según los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA), más de 1.603.300 parados llevan buscando un empleo desde hace más de dos años (el 41,5% del total de los desempleados). A finales del 2015 esta cifra era de 1,9 millones de personas.

Según UGT, “se está produciendo un avance de la precariedad en el desempleo, con una extensión del paro estructural, una tasa de cobertura en descenso (el porcentaje de beneficiarios de prestaciones deja fuera al 45% de los desempleados registrados en los Servicios Públicos de Empleo) y unas políticas de empleo, basadas en las bonificaciones a la contratación, que no están siendo efectivas a la hora de mejorar la empleabilidad de las personas, en especial de los jóvenes y de los mayores de 55 años”.

CCOO calcula que en España hay 1,8 millones de personas paradas que están excluidas del sistema de protección por desempleo con los datos de Servicio Público de Empleo. “Este altísimo nivel de desprotección genera pobreza y exclusión y debe ser combatido, entre otras medidas, implantando una renta mínima en el conjunto del estado”, defiende el sindicato. 

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.