Ir a contenido

Los accionistas del Popular avalan la ampliación de capital de la entidad

El banco ofrece a sus accionistas comprar nuevos títulos con un descuento del 30%

El precio de la nueva acción será de 0,40 céntimos para los actuales inversores y de 0,57 para los nuevos

ROSA MARÍA SÁNCHEZ

La junta de accionistas del Banco Popular ha dado hoy su respaldo a los planes del consejo de administración para seguir adelante con la ampliación de capital de 2.500 millones y cumplir con las nuevas exigencias del Gobierno sin tener que solicitar ayuda pública.

"Somos conscientes de que esto significa pedir un esfuerzo al accionista, a nuestro actual accionista, a ustedes, así como la supresión del dividendo temporalmente, pero sin duda es una operación de futuro, que asegura nuestra independencia y rentabilidad, lo cual redundará en el accionista, que acudirá a la ampliación a precios muy atractivos", ha dicho a la junta el presidente del Banco Popular, Ángel Ron. Este ha adelantado a los inversores que los planes del consejo de adminsitración es volver a repartir dividendo el segundo trimestre del 2013.

Ron ha pedido esta mañana a los accionistas que acudan a la ampliación de capital y que compren las nuevas acciones a un precio de 0,40 euros por acción, un precio que supone una rebaja del 31% respecto al que se ofrecerán a los nuevos inversores que pretendan entrar en la entidad. La junta ha respaldado la propuesta con el 99,8% de los votos.

Test de estrés de Oliver Wyman

Con esta ampliación de capital se pretende completar las exigencias de capital por 3.223 millones detectadas en Banco Popular por la consultora Oliver Wyman tras el test de estrés exigido por la Unión Europea para el rescate de la banca española.

"Todas las miradas, dentro y fuera de España, están fijadas en Banco Popular y en esta ampliación de capital", ha dicho Ron. El reto es "si el Popular, el banco más eficiente de Europa, muy solvente, puede hacer una ampliación de capital apelando a los accionistas, a los que se les pide un sacrificio, en un entorno durísimo, sin tener que pedir ayuda pública", ha resumido el presidente de la entidad.   

Tres acciones nuevas por cada una antigua

La ampliación de capital que hoy ha presentado el presidente del Banco Popular, Ángel Ron, supone cuadruplicar el actual número de acciones del banco en circulación. Por cada acción actual se emitirán tres nuevas, de modo que el número total de títulos pasará de 2.177 a 8.408 millones.

Ron ha pedido a los accionistas que acudan a la ampliación de capital. Para ello, cada accionista actual contará por cada acción con un derecho de suscripción preferente que le dará opción a comprar tres nuevos títulos de capital a 0,40 euros cada uno de ellos. Así, si un accionista quiere evitar ver diluida su participación en el banco a la cuarta parte, debería ejercer su derecho de suscripción preferente, comprar las tres nuevas acciones a que tiene derecho por cada vieja acción e invertir 1,2 euros en ello.

El precio

Este precio es un tercio inferior al que tendrá que pagar cada nuevo accionista que pretenda comprar títulos del banco a partir del próximo miércoles, cuando Banco Popular vuelva a cotizar en el mercado. Cualquier nuevo accionista debería comprar primero en el mercado derechos de suscripción preferente (cada uno de ellos empezará a cotizar el miércoles a 0,533 euros) y ejecutar después la adquisición de las tres nuevas acciones ligadas a cada derecho. Para un nuevo inversor, adquirir tres acciones tendrá el miércoles un precio de 1,733 euros (0,57 por acción), el 31% por encima del coste para un accionista actual. 

El precio de 0,40 euros que Banco Popular ofrece a sus actuales accionistas representa un descuento del 60,5% respecto al valor teórico de la acción de la entidad de 1,44 euros, después de tener en cuenta la ampliación de capital de 2.500 millones de euros.

De los 2.500 millones de euros que pretende lograr la ampliación de capital, 421 millones serán suscritos por el consejo de administración. En concreto, Popular ha obtenido el respaldo de sus accionistas institucionales de referencia a la ampliación de capital, entre los que se encuentran la Fundación Barrié de la Maza, Allianz, Crédit Mutuel, Americo Amorim y la Unión Europea de Inversiones, que ostentan 24% del capital del banco tras la reciente conversión de obligaciones necesariamente convertibles.

 Según el calendario previsto por la entidad, el proceso de ampliación de capital debe culminar el próximo 5 de diciembre.

Evolución de la cotización

El pasado 28 de septiembre, justo antes de que la consultora Oliver Wyman afirmara al cierre de mercado que el Popular necesitaba 3.223 millones de euros para afrontar el escenario de estrés económico al que se sometió toda la banca española, la acción cotizaba a 1,701 euros. Este viernes la cotización de la entidad cerró en los 1,117 euros por acción. Desde su máximo histórico (12,4 euros por acción) alcanzado en 2007, la acción de la entidad que preside Ángel Ron ha acumulado un descenso de más del 90%.

Si se compara con el precio de 1,117 euros por acción con el que Banco Popular cotizó el viernes en la bolsa, el precio de 0,40 supone un descuento del 70%. Sin embargo esta comparación no es correcta, ya que el nuevo precio se corresponde con un mayor número de acciones (cuatro veces superior) y con una mayor base de capital.

Banco Popular cerró los nueve primeros meses del ejercicio con un beneficio neto de 251,1 millones de euros, un 37,8% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior, cuando alcanzó los 404 millones. En este periodo destinó un total de 3.869 millones de euros a dotaciones.