DOMINIO DEL MADRILEÑO

Carlos Sainz gana la primera etapa y ya lidera el Dakar

Gran reacción del piloto español que se repone del pinchazo sufrido en el prólogo de la prueba

Carlos Sainz, en plena acción, durante la primera etapa del Dakar 2021.

Carlos Sainz, en plena acción, durante la primera etapa del Dakar 2021. / AFP / FRANCK FIFE

3
Se lee en minutos
Sergi López-Egea

Por algo lo llaman 'El Matador'. Y por algo, también, a los 58 años, Carlos Sainz es algo más que una leyenda del automovilismo, aunque desde Arabia Saudí, donde discurre esta nueva edición del Rali Dakar emigrante de África, quiera rebajar la euforia y el optimismo por su primera victoria en la edición de este año, después de ser el ganador de 2020, antes de la pandemia, y después del chasco que se llevó el sábado, en el prólogo de la prueba, cuando pinchó, contratiempo que lo condenó a descender hasta la 28ª plaza de la general.

Pero Sainz, pese a su fama de desgracias y contratiempos que lo han apartado de muchísimos más éxitos, tanto en el Dakar como en su lejana etapa de piloto en el Mundial de ralis, siempre tiene la capacidad de reaccionar, superar los obstáculos y asustar a sus rivales, como ha ocurrido esta vez con su compañero de equipo Stéphane Peterhansel, también al volante de un Mini, experto igual o mejor que el madrileño en el arte de ganar y dominar el Rali Dakar. Sainz aventajó al piloto francés por 28 segundos, tras la amarga experiencia del sábado en los apenas 11 kilómetros de trazado que tenía el prólogo de la prueba árabe.

Sin embargo, con 277 kilómetros de especial y 345 de enlace entre las localidades de Yeda y Bisha, Sainz apretó el acelerador para mantener siempre un intenso duelo en el que ambos pilotos se iban alternando al frente de la etapa. Al final todo se resolvió a favor del madrileño y eso que en el kilómetro 222, Sainz llevaba una desventaja de más de tres minutos sobre su compañero francés, antes de que llegará la reacción final. 

Pese a ello, las diferencias, como es lógico en este inicio de ralli, están muy ajustadas, puesto que Sainz solo aventaja a Peterhansel en ocho segundos, en lo que de momento parece como un intenso duelo entre los dos pilotos de Mini. "Estoy muy contento con esta primera plaza, sobre todo porque el inicio de la etapa volví a sufrir otro pinchazo y, además, tuve un problema con el libro de ruta".

Algo similar, en el apartado de motos, le sucedió a Joan Barreda, quien se quejó de las malas indicaciones en la descripción de la primera etapa, circunstancia que provocó que se perdiera y con ello cediera más de 15 minutos. Su compañero en KTM, el australiano Toby Price, se proclamó ganador de la etapa y se reivindicó como triunfador absoluto en los años 2016 y 2019. El estadounidense y ganador de la última edición de la prueba, Ricky Brabec (Honda), cruzó la meta a 18 minutos de Price, debido a un problema de navegación al inicio del día.

La sorpresa del día

Noticias relacionadas

La catalana Laia Sanz se clasificó en la 33ª posición, a más de 39 minutos de Price en una jornada donde la gran sorpresa fue la victoria de la piloto burgalesa Cristina Gutiérrez en la categoría de vehículos ligeros, esa especie de mini buggys que ruedan a más de 100 kilómetros por hora. Al volante de un Toyota, la española de 28 años, se convirtió en la primera mujer en lograr un triunfo parcial en el Dakar desde hace 16 años.

Este lunes se disputa la segunda etapa donde los participantes deberán recorrer 685 kilómetros, 457 de ellos cronometrados, y la presencia de las primeras dunas.