30 sep 2020

Ir a contenido

CRISIS EN ITALIA

Italia blinda los estadios con partidos a puerta cerrada

El Inter-Ludogorets de la Europa League de este jueves tendrá que celebrarse sin público por el coronavirus

El Juventus-Inter del domingo en Turín, decisivo para el título de Liga, también se disputará sin afición

Raúl Paniagua

Hinchas de la Atalanta en el partido contra el Valencia en Milán. 

Hinchas de la Atalanta en el partido contra el Valencia en Milán.  / EFE

El pasado fin de semana ya se vivieron las primeras medidas extremas en Italia con la suspensión de cuatro de los seis partidos de la Serie A previstos para el domingo. El  Verona-Cagliari, el Torino-Parma, el Atalanta-Sassuolo y el Inter-Sampdoria fueron aplazados hasta nueva orden por el coronavirus. Era evidente que solo se trataba del inicio del drama. La epidemia originada en China amenaza al mundo del deporte y el país transalpino es el primero de Europa en sufrir unas consecuencias que pueden ser muy graves.

Las reuniones se sucedieron este lunes en Italia en busca de las soluciones menos traumáticas posibles para dar continuidad a la actividad deportiva. Las fechas libres escasean y no resultará fácil ubicar los encuentros aplazados. El problema se traslada también a la competición europea, con el Inter-Ludogorets del jueves como primer punto conflictivo.

El Juventus-Inter, sin público

«Hemos hecho una solicitud oficial para que se celebre a puerta cerrada. Todo apunta a que la respuesta será positiva», aseguró Gabriele Gravina, presidente de la federación italiana, después de la reunión de urgencia del consejo federal de este lunes en Roma.  Horas después se hizo oficial. 

Se le acumula la faena a los dirigentes italianos, que viven con tremenda preocupación los estragos de la epidemia, especialmente en el norte. En Turín, por ejemplo, el Juventus-Inter, clave en la lucha por el título, se jugará el domingo sin público, como otros cinco encuentros.

Seis regiones 

Así lo confirmó este lunes por la noche Vincenzo Spadafora, ministro de Deportes, que extendió a seis regiones las restricciones. A las tres conocidas (Lombardía, Veneto, Piamonte) se añaden Friuli-Venecia Julia, Liguria y Emilia Romagna. «Damos el OK a los partidos a puerta cerrada. La prohibición es válida hasta el próximo domingo en estas seis zonas», remarcó. El sur, de momento, queda liberado.

Otras federaciones, como las de motociclismo y voleibol, ya paralizaron sus competiciones en todo el territorio hasta el 1 de marzo, mientras el presidente del Comité Olímpico Italiano, Giovanni Malagó, reconoció que la situación es muy «complicada» desde muchos puntos de vista, no solo sanitario y deportivo sino también económico.

Temas Coronavirus