06 jun 2020

Ir a contenido

VICTORIA A DOMICILIO

Stuani devuelve al Girona a la zona de 'play-off' (0-1)

Surrealista expulsión de un jugador del Fuenlabrada después de ser amnistiado por el VAR

Jordi Danés

Stuani devuelve al Girona a la zona de 'play-off' (0-1)

EFE / ANDREU DALMAU

Con otro gol de Stuani, y ya van 20, mató el Girona tres pájaros de un tiro en Fuenlabrada: se reencontró con la victoria en campo contrario (hasta hoy, solo 8 de 36 puntos como visitante), mantuvo el cero en la portería (punto final a una racha de 11 encuentros encajando uno o más goles entre Liga y Copa) y volvió a la zona de 'play-off', de donde sacó precisamente al cuadro madrileño, que estaba entre los seis primeros desde la primera jornada de Liga.

Fue una primera parte muy abierta, con ocasiones en ambas porterías y Stuani como factor diferencial. El uruguayo resolvió una precisa asistencia de Aday en el 0-1 que premió el buen inicio del Girona, aunque los visitantes tuvieron un buen susto con el 0-0, bien resuelto por Riesgo (13’), que hubiese podido complicar mucho el partido. El gol de los rojiblancos tranquilizó a los de Martí, que controlaron la posesión ante un rival cuyas armas son la estrategia y el futbol directo. Otra vez Riesgo fue determinante con una mano providencial en una acción en la que Caye Quintana le ganó la espalda a Ignasi Miquel (41’).

Expulsión de ida y vuelta

El segundo acto fue muy accidentado. Se jugó muy poco al fútbol. Porque le interesó al Girona, pero también porque apareció el VAR en una de las acciones más surrealistas desde que está implantado. El árbitro envió a la ducha con roja directa a Cristóbal por una entrada alevosa a Granell (68’), pero a instancias del VAR, y cuando el jugador ya estaba en el vestuario y el juego se había reanudado, Díaz de Mera revisó la acción, convirtió la roja en amarilla y permitió a Cristóbal volver al terreno de juego. Nada más pisar el césped, el jugador del Fuenlabrada fue a discutir con Granell y se ganó la segunda amarilla sin que el balón llegara a ponerse en juego.

El Girona desapareció en ataque, pero supo leer el partido ante un rival desquiciado y con un jugador menos. Mantuvo al Fuenlabrada lejos del área de Riesgo (atajó con seguridad los balones a la olla de los locales) y se llevó tres puntos que eran imprescindibles para seguir con aspiraciones de ascenso.

La ficha

Fuenlabrada: Biel Ribas; Sotillos, Prieto, Juanma, Glauder; Hugo Fraile (Paté Ciss 83’), Cristóbal, Clavería (Sekou 61’), José Fran; Caye Quintana (Alberto Fernández 78’) y Nteka.
Girona: Riesgo; Maffeo, Juanpe, Ignasi Miquel (Alcalá 54’), Mojica; Granell, Gumbau; Aday (Ramalho 90’), Borja García, Brandon Thomas (Jairo 76’); y Stuani.
Gol: 1-0 (17’) Stuani.
Árbitro: Díaz de Mera, del comité castellano-manchego. Amarillas: a los locales José Fran (69’) y Alberto Fernández (91’) y a los visitantes Brandon (41’), Ignasi Miquel (55’), al técnico Pep Lluís Martí (58’), Mojica (61’), Granell (71’), Gumbau (74’). Rojas: por doble amonestación a Cristóbal (68’ y 71’), del Fuenlabrada
Público: 5.047 espectadores en el Fernando Torres.

Temas Girona FC