Ir a contenido

CHAMPIONS LEAGUE

Mourinho niega sentirse en el alambre con la visita del Valencia

El conjunto valencianista viaja revitalizado a Manchester tras la victoria a Anoeta y recuperar a algunos lesionados

Nacho Herrero

Mourinho, en la rueda de prensa antes de enfrentarse al Valencia.

Mourinho, en la rueda de prensa antes de enfrentarse al Valencia.

Nadie sabe con certeza el crédito que le queda a Jose Mourinho en el United pero no parece que sea mucho. Los 'diablos rojos' reciben este martes al Valencia inmersos en la mayor crisis desde que el portugués se mudó a Manchester para hacerse cargo del equipo. En Inglaterra se habla de que un mal resultado en esta segunda jornada de la Champions League puede provocar su destitución. "¿Cree que su empleo está en el alambre?", le preguntaron. "No lo creo", replicó escueto.

Tras su derrota ante el West Ham de este fin de semana, el equipo ha protagonizado su peor arranque en la Premier de los últimos 29 años (es décimo a nueve puntos del vecino City de Pep Guardiola) y el luso mantiene un enfrentamiento abierto con Paul Pogba, al que ha retirado la capitanía, provocando un cisma en la plantilla.

Los 26 millones de euros que, al parecer, le tendría que pagar el club de Manchester juegan a su favor. Le preguntaron si cree que la plantilla está afectada porque los malos resultados pueden acabar por condenarle. “A algunos les importa más que a otros”, concedió.

El show de Zidane

Las dudas sobre la continuidad de Mourinho han puesto los focos sobre Zidane, que suena como posible sustituto. 'The Sun' afirmó que el francés le llamó para desmentir que le esté moviendo la silla, algo que el portugués dejó en el aire. “Detrás de ti está el que lo ha escrito. Pregúntale a él”, le dijo sonriente al periodista español, que tal y como le pedía se giró y lo hizo. “Sí, por supuesto, han hablado”, reafirmó el autor de la información.

Trayectoria ascendente

En ese río revuelto espera pescar un Valencia que ha conseguido cambiar su cara. La recuperación de los mediocentro Coquelin y Kondogbia ha equilibrado a un equipo que solo ha recibido un tanto en los últimos tres partidos y que en Anoeta consiguió por fin el sábado su primera victoria de la temporada.

Eso sí, su derrota inicial ante la Juventus de Cristiano Ronaldo hace que su camino más factible para la siguiente fase sea superar al United y eso le obliga a volver con un resultado al menos aceptable. Con un triunfo lo tendría en bandeja, con un empate estaría abierto y con una derrota por la mínima lo podría pelear. El United se estrenó con una victoria por 3-0 contra los Young Boys.

Marcelino García Toral podrá alinear a un once de gala en el ‘Teatro de los Sueños’ para intentar que sea el último pase de Mourinho, dijo que no sabe si es "buen momento" para visitar al United y reconoció que parten "con menos favoritismo pero tendremos que exigirnos lo máximo".