08 ago 2020

Ir a contenido
Sarah Cooper: la ventrílocua de Trump

INSTAGRAM

PARODIA VIRAL

Sarah Cooper: la ventrílocua de Trump

Esta cómica jamaicana sincroniza sus labios con la voz del presidente de EEUU para mofa de todo TikTok. Acumula millones de visualizaciones

Albert Fernández

Cada vez que Donald Trump abre la boca, Sarah Cooper se frota las manos. Y mueve los labios. Su parodia del presidente consiste en reproducir cada uno de sus discursos a través de una actuación histriónica, cargada de actitud mordaz y énfasis en lo ridículo de la intervención del mandatario. Cooper no solo pretende hacernos reír: también quiere dejar en evidencia la falta de lógica y rigor de gran parte de los mensajes del líder republicano. Esta cómica y escritora jamaicana de 42 años se ha convertido en un fenómeno en TikTok, donde sus vídeos de sátira política acumulan millones de visualizaciones. Para convertir a Trump en una marioneta, Cooper ni siquiera tiene que usar su imagen, o impostar su voz. Lo más brillante es que ella usa el propio audio del presidente, y lo reinterpreta en una sincronía hilarante. 

 
 @whatchugotforme 

How to cognitive

 ♬ original sound - whatchugotforme 

 Sarah siempre sabe dar con la expresión que mejor destapa el sinsentido en las palabras de Trump. Sus interpretaciones faciales muestran la confusión interna y los estados de agitación del político, que a menudo habla de cosas que no entiende, o se enreda con frases absurdas sin un discurso definido. Cooper exagera la cara de asco cuando Trump habla de minorías raciales, y gesticula nerviosamente con las manos cuando el dignatario es incapaz de concretar cuál es su pasaje predilecto de la Biblia, el segundo libro favorito de Trump. 

Filón viral

Acostumbrada como cualquiera a las astracanadas del presidente, Cooper encontró el filón viral en aquella irresponsable (pero también desternillante) rueda de prensa de abril, donde Trump sugería tratar el coronavirus con «una inyección de desinfectante» o con «luz solar». La parodia de Cooper en TikTok acumuló más de 20 millones de espectadores, que desde entonces esperan impacientes su contrapartida burlona a cada una de las comparecencias del jefe de estado. 

 
 @whatchugotforme 

##fyp

 ♬ original sound - whatchugotforme 

  Antes de eso, Sarah Cooper se dedicaba a buscarse la vida como monologuista, y a ganar popularidad con sus tres libros publicados, de los cuales solo el último tiene traducción en nuestro país: 100 trucos para parecer inteligente en reuniones (Empresa Activa, 2018). Desde que la autora se dio cuenta de que podía valerse de Trump como inspiración, el trabajo se le ha multiplicado, hasta el punto de aparecer en el late night de Jimmy Fallon.

Según Cooper, Trump es «un increíble escritor de comedia», muy a su pesar. No le perdona ni una: intervenciones en radio, conferencias de prensa, entrevistas, mítines. Todo es susceptible de ser llevado al extremo a través del humor de Cooper, que vuelve todavía más risible cada extravagancia de Trump. Si él habla orgulloso de un test cognitivo, ella aparece dibujando garabatos caóticos en un coloreable. Cuando el presidente afirma que a menudo lleva mascarilla,  e incluso le gusta cómo le queda, porque le recuerda al Llanero Solitario, allí está ella poniéndose una de antifaz. A veces no hay nada más sarcástico que ser literal.