04 jun 2020

Ir a contenido

MOVILIDAD SOSTENIBLE

La estación de metro Zona Franca entrará en funcionamiento a principios del 2020

El 'conseller' Calvet explica que la parada se terminará con un "remanente de tesorería" de las licitaciones de otras estaciones de la L10 Sud

Luis Benavides

Imagen de archivo de un tren de la L10

Imagen de archivo de un tren de la L10 / RICARD CUGAT

El Conseller de Territori i Sostenibilitat, Damià Calvet, ha visitado las obras en la estación de metro Zona Franca, situada en la calle A del Polígono de la Zona Franca. La puesta en marcha de esta nueva parada de la L10 Sud, cuyas obras están al 98% según los técnicos, pues solo faltan algunos detalles presupuestados en 3,5 millones de euros, está prevista para principios del 2020. "Más pronto que tarde", ha puntualizado Calvet. 

Se trata de la primera situada en un viaducto, al que se podrá acceder mediante ascensor o escaleras mecánicas.  Le seguirán otras tres estaciones en la misma infraestructura de apenas tres kilómetros de longitud en línea recta–Port Comercial, Ecoparc y Zal / Riu Vell- y cuyo coste asciende a 11 millones de euros. “Se tendrá que esperar al nuevo presupuesto de la Generalitat”, ha explicado Calvet, que también ha anunciado que la estación de la Ciutat de la Justícia, también en la línea 10 Sud, entrará en servicio en algún momento de este mismo mes de noviembre.

Calvet ha destacado “las condiciones excepcionales” desde el punto de vista económico y financiero en las que se ha trabajado para poner en funcionamiento estas nuevas estaciones. “Condiciones que no han impedido –ha añadido el ‘conseller’- que podamos ir inaugurando, poniendo en servicio, estaciones en la L9 y L10”.  Calvet ha explicado que los 3, 5 millones que faltaban para acabar las instalaciones y accesos de la parada Zona Franca han salido de un “remanente de tesorería” de las licitaciones de las estaciones de Provençana, Ciutat de la Justícia, Foneria y Foc.

Las cuatro futuras estaciones de la calle A del polígono de la Zona Franca darán servicio a miles de personas que trabajan en este complejo logístico. “Servirá mucho para la economía productiva del país, y con los índices de cobertura que creemos que tendremos (en la estación Zona Franca), unos 3.600  viajeros al día, se sumarán a los 15.000 existentes. Por lo que tendremos una línea 10 Sud con unos 18.000 pasajeros al día, que es una cifra importante”, ha destacado Calvet.

Esta inversión en transporte público, ha subrayado el responsable de la cartera de Sostenibilitat, “significará un ahorro aproximado de 256 toneladas de CO2.  “El transporte público es una política social pero también ambiental.  Debemos seguir desarrollando estas políticas para fortalecer el transporte público”, ha afirmado Calvet, quien también ha recordado que el aumento de la oferta ferroviaria llega justo en “un momento especialmente sensible para la movilidad” por la entrada en vigor de la Zona de Bajas Emisiones el próximo 1 de enero del 2020.