Ir a contenido

ELECCIONES MUNICIPALES

Valls defiende el "bilingüismo institucional" para eliminar "trincheras"

El alcaldable de Barcelona pel Canvi - Cs asegura que Colau y el 'procés' han "asfixiado" la cultura

Júlia Regué

El candidato de Ciudadanos a la alcaldía de Barcelona, Manuel Valls,junto a Ines Arrimadas y Eva Parera.

El candidato de Ciudadanos a la alcaldía de Barcelona, Manuel Valls,junto a Ines Arrimadas y Eva Parera. / EFE / ENRIC FONTCUBERTA

Manuel Valls sumó otra aspiración a su lista de retos por lograr en Barcelona: "ser el alcalde del bilingüismo". El candidato de Barcelona pel Canvi - Cs presentó este miércoles sus propuestas en materia de cultura destinadas a "recuperar" la capitalidad de la ciudad y reivindicó el uso del castellano y el catalán por igual en las calles y en las instituciones. "El idioma no puede ser una trinchera más. No quiero declarar ninguna guerra, pero el idioma tiene que unir y no dividir", sostuvo.

A su parecer, el bilingüismo tiene que ser entendido como "patrimonio cultural" y ser "institucionalizado", aunque no precisó cómo pretende llevarlo a cabo. Cargó contra el "provincianismo" que achaca a Ada Colau y a los independentistas y dijo que la "ambigüedad" de la alcaldesa ha allanado el camino a la "imposición de un idioma y un pensamiento" del nacionalismo "más sectario".

La escritora Nuria Amat y el periodista Ramón de España acudieron a la rueda de prensa en un céntrico hotel de la ciudad para darle un espaldarazo y llamaron a "esquivar el nacionalismo y el populismo" para potenciar, como contrapeso, "la figura de distrito federal hasta tener una capital europea". "Da la impresión de que el principal beneficiario del sistema autonómico ha sido Madrid mientras aquí se fabrican repúblicas inexistentes", aseveró De España.

De su carpeta de medidas culturales, sacó la idea de que Barcelona sea una "capital musical" y lanzó su pretensión de acoger la ceremonia de los Grammy latinos para "reforzar los vínculos con Latinoamérica" sacando a relucir que la oferta musical catalana va de "Serrat hasta Rosalía". "Barcelona no ha tenido una política cultural en estos últimos años y como consecuencias ha perdido posiciones en relación con otras ciudades españolas y europeas tanto por la ineficacia y falta de voluntad política del ayuntamiento como por el contexto asfixiante del ‘procés’", censuró.

Biblioteca provincial en la Fira

Valls también destacó su voluntad de crear la nueva biblioteca provincial de Barcelona en el palacio número dos de la Fira, situado entre las calles Paral·lel, Lleida y la avenida Ferrer i Guàrdia. Un espacio de unos 25.025 metros cuadrados con acceso a la montaña y en conexión con su idea de tejer un eje cultural Montjuïc-Paral·lel. Valls pretende darle una "centralidad metropolitana" y pone en valor la colaboración público-privada para atender a lo que considera una "deber histórico" porque "no hay otra capital europea sin una gran biblioteca de la ciudad". Ahora bien, no podrá cumplir con ello en este próximo mandato porque se trata de unos terrenos ocupados por la Fira que no vuelven a estar disponibles hasta el 2025 por contrato. También se comprometió a construir otros tres espacios destinados al estudio y la cultura en los barrios Font de la Guatlla, Sarrià y la Guineuta.

De otro lado propuso la apertura de una extensión del Museo del Prado en el Pabellón Victoria Eugenia, que deberá negociar con el Gobierno y el Ministerio de Cultura, y acercar "a todos los ciudadanos" la Feria de Abril.

En cuanto al parque de la Ciutadella aseguró que busca incentivar los proyectos de investigación científica relacionados con el ámbito educativo e impulsar una renovación del Zoo de Barcelona.

Ahora bien, preguntado por los fondos necesarios para llevar a cabo sus anuncios, Valls no quiso dar detalles de presupuesto destinado a cultura para "no entrar en esta competencia y evitar que el presupuesto sea la única manera de valorar una política cultural".