Ir a contenido

OBRAS PÚBLICAS

Bloques de 40 toneladas para que las olas no salten el dique del Port Olímpic de Barcelona

El Ayuntamiento intervendrá en la baranda del puerto y creará una barrera sumergida con bloques de piedra de 40 toneladas

El Periódico

Olas rebasando el dique de abrigo del Port Olímpic.

Olas rebasando el dique de abrigo del Port Olímpic.

Las olas de los temporales de levante saltan con demasiada facilidad por encima del dique de abrigo del Port Olímpic de Barcelona. Para solucionar este problema, el Ayuntamiento de Barcelona invertirá 10,63 millones de euros en actuaciones en el propio dique y en las escolleras sumergidas, que habían sufrido desperfectos en los temporales de los últimos años que habían limitado su efectividad. 

La inversión ha sido aprobada esta semana en la comisión de Gobierno del Ayuntamiento pero las obras no empezarán hasta la primera mitad del 2019 y durarán dos años, ya que deben ejecutarse durante los periodos de buena mar, en primavera y verano. La intervención era una de las medidas incluidas en el plan estratégico del Puerto Olímpico que el Ayuntamiento de Barcelona presentó el pasado mes de febrero, dos años después de recibir el traspaso de la gestión de la instalación.

La actuación programada por el Ayuntamiento de Barcelona en el dique de abrigo del Port Olímpic

Los temporales de levante de los últimos años provocado erosión en el talud sobre el que se elevan los diques sumergidos situados a unos 60 metros del puerto y han perjudicado su estabilidad. La escollera sumergida consta de un dique formado por bloques de 4 a 6 toneladas, que empieza a los 12 metros de profundidad y actualmente llega hasta 4 metros por debajo del nivel del mar. Este dique se recrecerá con grandes bloques de 40 toneladas que formarán una barrera de 20 metros de ancho sobre el dique inferior, a los 1,4 metros por debajo de la superficie.

En el dique de abrigo se construirá una pieza de refuerzo (botaolas) de hormigón armado que coincida con el borde superior del dique actual, pero con un perfil que frenará el rebote de las olas, por lo que según el ayuntamiento "la intervención tendrá unos impactos visuales y estéticos bajos".

El puerto, en el horizonte del 2022

El Plan Director Estratégico del Puerto Olímpic aspiraba a recuperar el "uso vecinal" y aumentar la integración en ciudad del puerto, con "una apuesta clara por los usos náuticos y la divulgación del mar", deporte y la divulgación frente al ocio nocturno y turismo. El proyecto prevé transformar el puerto con el horizonte del 2022 para habilitar 48.000 metros cuadrados de espacio de uso público, el doble que en la actualidad, con medidas como la pacificación del espigón de la Marina, la eliminación de las rampas de acceso rodado y una nueva rambla en el muelle de Gregal. La inversión pública total será de 39 millones de euros, que se autofinanciarán con la gestión de los ingresos de la comercialización de amarres y locales.