LIBRO. TURISMO INFANTIL EN LA CIUDAD

'Barcelona para niños'

Hoy llega a las librerías una guía turística de Barcelona diseñada para que los más pequeños descubran de forma didáctica la capital catalana, del pedagogo Joan Portell.

En catalán, de Cossetània; en castellano, de Leticio Ediciones. 10,90€. 

Edición en castellano del libro.

Edición en castellano del libro. / JOAN PORTELL

2
Se lee en minutos
MARINA MUÑOZ BENITO
BARCELONA

Una visión positiva, divertida y diferente de Barcelona. Una guía alternativa dedicada a los más pequeños de la casa, cuyos intereses olvidan y dejan de lado habitualmente -por no decir siempre-las guías convencionales. Así es Barcelona para Niños, el nuevo libro de Joan Portell Rifà, pedagogo y escritor -además de padre con mucha experiencia-, que aterriza hoy miércoles en las librerías y que se presentará el próximo martes 12 de junio en Horitzons (C/València, 149).

La obra, el tercer volumen de una colección de guías de viaje para niños -de la que ya se ha publicado los títulos de Londres y París-, además de ofrecer datos básicos (como el contexto, pinceladas históricas, transporte público y dónde comer y dormir en la ciudad), propone un sinfín de puntos de interés donde la diversión está más que asegurada. Para los más inquietos, el autor destaca el Camp Nou y las playas de la Barceloneta. Como imprescindible: los talleres del Museu Egipci y el Cosmocaixa. Otros, como el Zoo, el Museu de Cera, el parque Güell, el Tibidabo y los espectáculos del Poble Espanyol, tampoco defraudarán a los pequeños. «Lo mejor es combinar espacios cerrados, abiertos y el momento de comer», señala Portell.

«Los padres que van a visitar la ciudad de Barcelona con niños tienen que bajar mucho sus expectativas», advierte. Lo ideal: «ver cuatro o cinco obras del Museu Picasso o de la Fundació Joan Miró, informarse de la actividades para niños y buscar la curiosidad», explica. En cambio, la clave para abordar los diferentes monumentos es centrarse en los pequeños detalles de cada uno, como los dos caracoles escondidos en la azotea de la Catedral, o los diversos animales que integran la fachada de la Natividad de la Sagrada Familia. «La idea es buscar algún elemento que permita un juego lúdico y, a la vez, ver algo más que piedras», expone Portell.

Noticias relacionadas

La guía, con un atractivo y colorido diseño y preparada para que la utilicen los niños por sí solos, también incluye una sección dedicada alshoppinginfantil, algunas rutas temáticas para visitar la ciudad -como la de losturonsde Barcelona, que enlaza el Turó de la Rovira, el del Carmel y el de la Creueta del Coll-, y qué visitar en los alrededores. Esta última sección, recoge, entre otros, el parque temático de Port Aventura y la montaña de Montserrat.

A lo largo del libro los más pequeños de la casa encontrarán, además, preguntas (con la solución al final del mismo), adivinanzas y actividades para completar o dibujar.