INICIATIVA SOSTENIBLE EN EL DISTRITO TECNOLÓGICO

El 22@ lleva el calor y el frío centralizado a 70 grandes edificios

La segunda planta de la red dará energía a mitad de coste a la torre Agbar

Interior de la planta de energía centralizada Tànger, en el 22@, ayer.

Interior de la planta de energía centralizada Tànger, en el 22@, ayer. / ALBERT BERTRAN

1
Se lee en minutos
EL PERIÓDICO
BARCELONA

La innovadora y también exitosa producción centralizada de agua caliente y fría para alimentar la calefacción o el aire acondicionado de los edificios del distrito tecnológico del 22@ y del Fòrum se extiende con la segunda planta energética puesta en servicio ayer en la confluencia de las calles de Roc Boronat y Tànger. La nueva instalación de calderas de gas natural construida por Districlima, empresa del grupo GDF Suez con participación de la Generalitat y el Estado, ha costado 15 millones. Con esta central y la que ya funciona en el Fòrum desde el 2004 serán 70 los grandes edificios de Sant Martí que tendrán energía térmica producida a distancia y distribuida por las conducciones que pasan por debajo de las calles.

Entre los grandes inmuebles que obtienen con esta red calor y frío a mitad de precio respecto a los sistemas tradicionales están el Media-Tic, las sedes de Mediapro y RBA o el campus de la Universitat Pompeu Fabra (UPF). A la lista se añadirán pronto la torre Agbar y el futuro Museu del Disseny del Barcelona Disseny Hub, edificios ubicados junto a la plaza de las Glòries, según dijo David Serrano, director general de Districlima.

Noticias relacionadas

MENOS EMISIONES / La central inaugurada ayer por el alcalde Xavier Trias atenderá puntas de demanda y complementará a la del Fòrum, que funciona con energía de la vecina incineradora de residuos de Tersa. La empresa proyecta crear una tercera planta cerca del cementerio del Poblenou si hay demanda suficiente.

Esta red urbana de calor y frío evitó solo en el 2011 la emisión de 10.900 toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera, según datos de GDF Suez. La central Tànger expulsará los gases de quemar el gas natural por la antigua chimenea del conjunto fabril de Ca l'Aranyó, conservada hoy en el patio de la UPF.