Infraestructuras

El Ayuntamiento de Badalona aprueba por unanimidad la moción contra las placas acústicas de Adif en la rambla

  • El consistorio pide buscar una solución alternativa para reducir el ruido del paso de los trenes

Playa de Badalona, junto a la vía del tren.

Playa de Badalona, junto a la vía del tren. / Ayuntamiento de Badalona

1
Se lee en minutos
El Periódico

El pleno del Ayuntamiento de Badalona ha aprobado por unanimidad una moción de apoyo a las alegaciones que el consistorio presenta en contra del proyecto de Adif, que prevé instalar pantallas acústicas en dos tramos de la rambla de Santa Madrona para reducir el ruido de los trenes. Según ha alegado el ayuntamiento, los espacios afectados por la colocación de estas pantallas (un centro educativo y otro residencial) están catalogados como bien cultural de interés local, son especialmente representativos para Badalona y refuerzan el carácter e identidad de la ciudad, por lo cual hace falta que se mantengan los valores históricos, artísticos y arquitectónicos de su fachada marítima. Además, las pantallas provocarían un fuerte impacto visual a la vía pública y desde las construcciones afectadas.

A su vez, Badalona y otros municipios afectados por este proyecto de Adif en las provincias de Barcelona y Tarragona trabajan para encontrar una solución alternativa que pase por adoptar medidas de insonorización de edificios, de protección contra la contaminación acústica u otras medidas dirigidas a la propia infraestructura ferroviaria, como la modernización del sistema de rodamiento y frenado o el mantenimiento de carriles entre otros.

Noticias relacionadas

El consistorio hace constar también que las pantallas se pueden convertir en muros para grafitos con la degradación que eso supone para el espacio, así como la inseguridad que puede comportar levantar una pantalla de tres metros de altura en un tramo de 59 metros de longitud, y otra pantalla de cinco metros de altura en otro tramo de 34.

“Lo que hacemos hoy es única y exclusivamente defender los intereses de la ciudad de Badalona y de todos los vecinos y vecinas. No se trata de abrir una batalla política en contra de nadie, se trata de defender uno de los elementos más simbólicos que tenemos como ciudad y que más marca nuestro carácter", ha señalado el alcalde Xavier García Albiol.