FINAL DE CHAMPIONS

El Olympique de Lyon, a la reconquista de Europa

  • El conjunto de Giráldez todavía no ha conseguido ganar nunca al equipo francés, que dominó el fútbol femenino de la última década y acumula siete Champions

La celebración de la última victoria en liga antes de afrontar la final de la Champions

La celebración de la última victoria en liga antes de afrontar la final de la Champions / @OLfeminin

4
Se lee en minutos
Inés Sánchez

El Olympique había alcanzado la cima con la temporada 2019-2020. Cinco títulos de Champions y 14 de liga consecutivos les situaban un escalón por encima del resto. Eran inalcanzables. Pero las bajas de Ada Hegerberg, Mbook, Le Sommer o Van de Donk y la evolución del resto de equipos europeos cambiaron el rumbo del equipo. Igual que el Barça tras su primera final, necesitaban una reconstrucción, y en su caso llegó de la mano de Sonia Bompastor, que ya ha devuelto al equipo el status que le corresponde.

El conjunto francés quiere reconquistar Europa. Después de vivir la peor temporada de su historia, primer año en blanco tras 14 temporadas de éxitos, tienen la oportunidad de demostrar ante el Barça que siguen siendo el equipo de antaño.

Ningún equipo pudo frenar su monopolio entre 2011 y 2020, cuándo levantaron siete Champions en nueve años. La experiencia del equipo es la mayor ventaja de la que puede presumir el Olympique. La de mañana será su décima final de Champions. Y tan sólo han perdido dos (la de 2010 y la de 2013).

En el banquillo tienen a Bompastor, una exjugadora que sabe lo que es ganar una Champions y que podría ser la primera entrenadora femenina en lograrlo. Y en plantilla tienen la veteranía de tres jugadoras que han marcado una época y que quieren perpetuar los éxitos con el club de su vida: Bouhaddi, Le Sommer y Renard. Ellas son las únicas futbolistas que han ganado las siete Champions del Olympique.

Los nombres propios del equipo

El Olympique ya no es el equipo dominador que fue, pero por ello no es menos peligroso. A diferencia del Barça, se sienten cómodas sin posesión. Su solidez defensiva y las transiciones rápidas les permiten jugar desde su campo. De hecho, son solo el sexto equipo de la UWCL con más dominio mientras que las de Giráldez ocupan el primer puesto.

La capitana Renard sigue atrayendo todas las miradas. Su acierto de cara a portería y potencial a balón parado la convierten en una rival temible. Siempre es ella quien acaba decidiendo los partidos más ajustados. Además, ahora tiene en sus filas la mejor compañera. Se trata de Bacha, la jugadora más recuperadora y con más asistencias de la UWCL, y cuyo potencial aún está por explotar.

Ya había fútbol femenino antes del Barça. Recuerdo que nunca hemos perdido contra ellas

Ada Hegerberg, delantera del Olympique

El regreso de Ada Hegerberg es una noticia feliz para el Olympique. La mejor delantera de Europa anotó un hat-trick ante las azulgranas en 16 minutos que anuló cualquier oportunidad de luchar por el título en el 2020. Y tras 21 meses de baja por la rotura del ligamento cruzado y la fractura de la tibia, ha recuperado su mejor versión. Y después de que las azulgranas hayan atraído todas las miradas con su estilo de juego y los récords en el Camp Nou, las ganas de vencer al equipo se han multiplicado. "Ya había fútbol femenino antes del Barça. Recuerdo que nunca hemos perdido contra ellas", declaró en una entrevista a L'Équipe.

Cabe destacar que el Olympique tiene en sus filas a dos de las futbolistas más rápidas de Europa, Carpenter y Buchanan. De hecho, en el Barça solamente Oshoala supera a estas dos futbolistas del Olympique en velocidad. Saber frenar las dos bandas será primordial para que el Barça pueda conquistar su segunda Champions.

Las debilidades del Olympique

Las campeonas de la competición francesa tienen el reto de enfrentarse a un Barça muy distinto al de la temporada 2019-2020. El conjunto de Giráldez llega al partido en un estado de forma brillante y con la lección aprendida de Wolfsburgo, que rompió la racha de 45 victorias consecutivas. Y en el Olympique son conscientes de ello. "El Barcelona es un gran equipo, el campeón vigente. Han demostrado su valor en Europa y en su Liga. Estamos aquí para disfrutarlo y escribir nuestra historia. Estamos aquí para ganar y volver a casa con el trofeo", afirmó Renard en la rueda de prensa previa a la final.

La principal complicación que tendrá en conjunto de Bompastor es resistir al centro del campo conformado con Alexia, Patri y Aitana, que técnicamente son superiores y que se presentan físicamente mucho más potentes que en el último encuentro. Y los datos las avalan. El Barça es el equipo que efectúa mejores pases de la UWCL. De los 6707 de las azulgranas a los 3606 de las francesas.

Noticias relacionadas

La solidez defensiva será transversal para parar al campeón de Europa. El Barça es el equipo más dominador de la competición. No sólo por posesión, sino por ocasiones. Es el equipo con más disparos a puerta de la UWCL. Y si el Barça tiene que temer a Malard, Bacha o Carpenter, el Olympique tendrá que frenar a Hansen, Crnogorcevic o Rolfo, que poseen también verticalidad y velocidad.

Los dos equipos más en forma de Europa batallarán por convertirse en el mejor del continente. "El Barcelona es el actual campeón, pero el Lyon tiene muchas finales. Conseguimos la victoria cuando no éramos favoritos, sabemos a lo que nos enfrentamos. Creo que la final está 50-50", concluyó Bompastor.