UN FUTURO PROBLEMA

La pregunta sin respuesta: ¿Quién marcará los 30 goles de Messi?

El capitán ha anotado más tantos él solo que los otros seis delanteros del Barça y su posible marcha dejaría un déficit inasumible

Messi cabecea al fondo de la red frente al Celta el pasado domingo.

Messi cabecea al fondo de la red frente al Celta el pasado domingo. / Jordi Cotrina

3
Se lee en minutos
Joan Domènech

Ronald Koeman lanzó el domingo una aterradora pregunta. La pregunta que millones de culés se han hecho más de una vez desde agosto, cuando supieron de la existencia de un burofax, que nunca quisieron plantearse y a la que todavía no han encontrado respuesta porque quizá no existe: «¿Quién marcará los 30 goles de Messi?» Él solo ha anotado más goles que los otros seis delanteros: entre ellos, totalizan 29. 

La deprimente derrota frente al Celta realimentó un temor que permanecía solapado, y es que Messi pueda abandonar del Barça. El 30 de junio vence su contrato. Dentro de 43 días exactamente. Aquella amenaza se diluyó por la alegría que desprendía el capitán, la buena racha que sostuvo el equipo hasta tener en su mano la iniciativa para ser campeón, y un apreciable nivel de juego.

Los jugadores del Barça celebran un gol.

/ Jordi Cotrina

Entre Griezmann (12 goles), Dembélé (6), Fati (4), Trincâo (3) y Braithwaite (2) y Coutinho (2) suman 29

Todo al garete

Todo se ha ido al garete. Messi vuelve a estar cabizabajo, el equipo solo ha ganado un partido de los útlimos cinco, cedió en la lucha por el título y el juego ha caído en picado. El domingo se despidió del Camp Nou, marchándose del césped sin querer saber nada de nadie, enrabietado por otro ridículo de equipo. Messi, según aseguró en las entrevistas que dio tras confirmar que se quedaba en septiembre, solo quiere permanecer en un Barça competitivo capaz de aspirar a títulos. Aunque es campeón de Copa, hay serias dudas de que la próxima campaña, si no media una renovación sustancial en la plantilla, pueda situarse en la primera fila de la parrilla. Sobre todo, si Messi se va.   

«Ha marcado 30 goles, ha dado muchos puntos durante muchos años. Esperemos que siga, pero es una pregunta para Messi. Si no está Leo, ¿quién va a marcar los goles?, reflexionaba Koeman, sin saber si él debe buscar la respuesta. El entrenador, a diferencia de Messi, tiene un año más de contrato pero no está garantizada su continuidad con la caída final del equipo. 

Griezmann celebra un gol en el Camp Nou marcado al Eibar.

/ Jordi Cotrina

Un sustituto productivo

Esos 30 goles darán al astro azulgrana su octavo Pichichi en las 16 temporadas (desde la 2005-06) que lleva jugando en el primer equipo. Será el quinto consecutivo y el segundo sin acompañarlo del título de Liga. El drama de perder a Messi por su contrastada producción liguera (más ocho en la Champions y la Copa) se recrudece porque el Barça no tiene dinero para comprar un sustituto goleador tan productivo. Tal vez lo sea Erling Haaland, el goleador noruego del Borussia Dortmund.  

No se sabe quién marcará lo goles de que deje de marcar Messi, del mismo modo que nadie ha marcado los goles que aportó Luis Suárez. El uruguayo anotó 16 el año pasado y Antoine Griezmann se quedó en 9. El francés ha aumentado el caudal a 12 tantos (a falta de una jornada).

Dembélé, tras batir al Betis.

/ Jordi Cotrina

Sí se sabe que el Barça los necesita, y que el reparto de goles, en una hipotética ausencia de Messi, será mucho más mancomunado y racional. Los números de los otros delanteros del Barça no invitan al optimismo. Griezmann presenta números decentes, pero no así el resto de integrantes de la línea.

Noticias relacionadas

Excepción hecha de Ansu Fati y Coutinho, lesionados desde noviembre y enero, respectivamente, la aportación de los demás deja mucho que desear. Dembélé suma seis; Fati se quedó en cuatro cuando se rompió el menisco; Francisco Trincâo no ha pasado de tres, y Martin Braithwaite y Coutinho, con el contador parado, solo presentan dos goles.

en Razón más que justificada para que el Barça esté a punto de fichar a dos delanteros de golpe: Memphis Depay (Olympique de Lyon) y Sergio Kun Agüero (Manchester City).

Temas

Messi Barça