CARRERA ELECTORAL A LA PRESIDENCIA

Elecciones del Barça: a vueltas con el continuismo

Ningún precandidato reivindica el legado de Bartomeu en una carrera electoral que adquiere matices

Vilajoana, exdirectivo de la última junta, marca distancias y se define como «hombre de la casa»

Xavi Vilajoana.

Xavi Vilajoana.

3
Se lee en minutos
Albert Guasch

Se busca precandidato al que colgar la etiqueta de continuista, pero nadie la acepta. Se huye de ella como del covid. Ningún aspirante desea agarrar semejante bandera ni con guantes ni gel. De hecho, casi todos los que se postulan a ocupar el trono del FC Barcelona han proclamado la necesidad de hacer 'foc nou', renegar de cualquier vestigio que huela a Bartomeu.

Víctor Font, Jordi Farré, Lluis Fernàndez Alà, los firmantes de la moción de censura, más Agustí Benedito, han hecho explotar pólvora contra Bartomeu hasta que ha desaparecido del mapa. Lo mismo puede decirse de Joan Laporta o Emili Rousaud, dos contendientes aún agazapados. Empieza a sospecharse que por unas dudas que por tacticismo no quieren aún transmitir. Ahora que se conoce al fin la fecha de las elecciones, el 24 de enero, el misterio debería concluir pronto.

El continuismo es en cualquier caso un concepto difuso, muy empleado en el contexto electoral, que en estos momentos se sabe que arrastra una connotación negativa. Qué significa en realidad no tiene una respuesta concreta y posiblemente no todo el mundo lo interpreta igual. Reivindicar el cruyffismo y el guardiolismo, por ejemplo, garantiza una posición alejada de ese denostado encasillamiento.

«Los proyectos continúan, se acaban o modifican. ¿Por qué se debe romper con todo lo anterior?»

Xavi Vilajoana

Precandidato a la presidencia del Barça

Xavi Vilajoana, directivo de la última junta de Bartomeu como responsable del fútbol base y más recientemente del Barça B y del equipo femenino, oficializó este jueves su candidatura buscando el equilibrio entre no denostar a sus excompañeros de junta y a la vez distanciarse de la sustancia de algunas de sus decisiones.

Reivindicó con firmeza el papel primordial de la cantera en la confección del primer equipo, lo que en sí supone una manera diferenciada de enfocar la política deportiva respecto a lo visto en los últimos años. A la vez, adoptó un papel moderado y conciliador al asegurar que no se trata de «romper o no romper, sino de sumar». 

Abrir ventanas

«Quiero liderar un proyecto en el que no hay ningún miembro de la anterior junta. Los proyectos continúan, se acaban o modifican... ¿Por qué se debe romper con todo lo anterior? Quizá, en las decisiones que yo hubiera tomado, no sabes qué hubiera pasado. Hay que mirar al futuro».

Vilajoana, de 47 años, exjugador del Barça C de fútbol y capitán del primer equipo de fútbol sala, se reivindicó como «un hombre de la casa», de ello hizo bandera, de conocer todos los resortes del club, marcó perfil futbolero, y soltó una frase sobre la que se dieron vueltas respecto a lo que quiso decir. «Lo primero que haré en cuanto entre en el club es abrir las ventanas y respirar». No profundizó en ello, en una ambigüedad deliberada, pensando quizá en una campaña en que el continuismo puede convertirse en arma arrojadiza.

Toni Freixa aspira a beneficiarse de la carrera abortada de Roche y atraer al sector rosellista del barcelonismo

Toni Freixa, que fue miembro y portavoz de la Junta Directiva de Sandro Rosell entre el 2010 y 2014, es un precandidato al que se ha alineado con el continuismo y que aspira a beneficiarse de la carrera abortada de Jordi Roche y atraer al sector rosellista del barcelonismo. Roche tanteó el terreno avalado en la sombra por el expresidente.

Noticias relacionadas

«Si alguien me considera continuista es porque tiene interés en ello. Quizá sea porque no he hecho oposición y he buscado la unidad del club. No quiero ser continuista sino continuador de lo que ha hecho bien esta Junta», aseguró Freixa en la presentación de su precandidatura. 

El arco de precandidatos no está cerrado. Falta que se signifiquen Laporta, Rousaud y el expresidente de CEOE, Juan Rosell. Ahora ya se sabe la fecha de las elecciones y a todos ellos les tocará desvelar sus planes verdaderos.