Ir a contenido

DESPEDIDA EN EL CAMP NOU

Valverde: "Una temporada excelente teniendo en cuenta cómo empezamos"

El equipo celebra una barbacoa como preludio al cierre de la temporada ante la Real Sociedad

Joan Domènech

Ernesto Valverde, en la rueda de prensa previa al último partido de Liga.

Ernesto Valverde, en la rueda de prensa previa al último partido de Liga. / JORDI COTRINA

Una barbacoa celebrada antes del último entrenamiento describe perfectamente el tono del cierre de la temporada ante la Real Sociedad (20.45 h.) en el Camp Nou. Con todo hecho, con un doblete que sella "una temporada excelente teniendo en cuenta cómo empezamos" y con la despedida de un símbolo con Andrés Iniesta. Será una "celebración entre comillas", describió Ernesto Valverde, remiso a definirla como una celebración con todas las letras. Los puntos no tienen ningún valor para el Barça ni para la Real Sociedad, que también despide otro mito particular: Xabi Prieto. Es muy posible de Leo Messi descanse.  

Llega la hora de los balances, y el de Valverde no podía ser más satisfactorio al evocar rápidamente las circunstancias en las que se iniciaba la Liga, sin Neymar, sin fichajes (no habían llegado Paulinho, Dembélé ni mucho menos Coutinho) y con el equipo zarandeado por el Madrid en la Supercopa. El equipo cierra el ejercicio, el primero del técnico en el Camp Nou, con la conquista de la Liga y la Copa.

"Hemos perdido un partido en cada competición: el de la Copa (Espanyol) lo remontamos, el de la Liga (Levante) ha sido cuando ya éramos campeones y el de la Champions (Roma) nos hizo mucho daño y nos creó inestabilidad, pero aprendimos de esa derrota y nos levantamos". El recuento de Valverde

No perder nada

A Valverde se le ha hecho una temporada larga y dura. Era de esperar. Pero gratificante, indudablemente. "Hemos perdido un partido en cada competición: el de la Copa (Espanyol) lo remontamos, el de la Liga (Levante) ha sido cuando ya éramos campeones y el de la Champions (Roma) nos hizo mucho daño y nos creó inestabilidad, pero aprendimos de esa derrota y nos levantamos".

El objetivo de la próxima campaña, bromeó Valverde, es "no perder ningún partido" vista la zozobra que creó la eliminación europea aunque no tuviera otras repercusiones deportivas. "Las balas silban a izquierda y derecha, pero es lo que hay, pasa en todos los clubs: hay que ganar y si no, aparecen los problemas", reflexionaba el técnico azulgrana sobre los peores momentos vividos en el club.

Y ahora, en cuanto se cierre la Liga, será el momento de tomar decisiones. Valverde anuncia que primará "el sentido común" para la remodelación de la plantilla. "No habrá una revolución viendo cómo estamos", sostiene, teniendo como tiene un equipo campeón. Solo hay una baja anunciada, que es la de Andrés Iniesta, y otra filtrada, que es la de Aleix Vidal.

Valverde entra en la sala de prensa de la ciudad deportiva de Sant Joan Despí. / JORDI COTRINA

"Las balas silban a izquierda y derecha, pero es lo que hay, pasa en todos los clubs: hay que ganar y si no, aparecen los problemas". Valver y su serena relación con los medios de comunicación

Iniesta, un jugador sin réplica

"No podemos caer en el error de buscar una réplica de Iniesta porque no la vamos a encontrar", entiende el técnico. "Habrá que buscar la manera de que el equipo juegue redondo y que el fútbol fluya; con Andrés sabíamos que fluía". Sin él, corresponderá a Coutinho, Denis, y al brasileño Arthur, si viene y cuando venga, desempeñar esa función.

Valverde nombró también a Carles Aleñá, que subirá al primer equipo. El técnico desea una plantilla corta para dejar un espacio libre que pueda ser ocupado por los jóvenes del filial. Aleñá ilustra esa pretensión de aumentar la presencia de los canteranos en la plantilla. Por la voluntad del club y por la necesidad de enviar un guiño a juveniles y cadetes para frenar la constante fuga de otras promesas azulgranas.  El delantero centro Pablo Moreno, con pie y medio en la Juventus, es el último ejemplo. 

0 Comentarios
cargando