04 jul 2020

Ir a contenido

OTRO RÉCORD DE LA PREMIER

El Liverpool ficha al defensa más caro del mundo

El club inglés gasta 84 millones de euros en el central holandés Virgil van Dijk, que jugaba en el Southampton

Joan Domènech

Virgil van Dijk, en un partido con el Southampton.

Virgil van Dijk, en un partido con el Southampton. / GLYN KIRK

El holandés Virgil van Dijk tiene el honor de ser el defensa más caro del mundo. El Liverpool acepta pagar 75 millones de libras (84,4 millones de euros) al Southampton por el central, que se incorporará a los diablos rojos el 1 de enero cuando se abra el mercado de invierno. Van Dijk no disputó el último partido con su club, frente el Tottenham el martes, ante el inminente traspaso.

El récord del defensa más oneroso lo ostentaba el francés Benjamin Mendy desde el pasado verano, cuando el Manchester City pagó 58 millones al Mónaco.

15 más en el mercado de invierno

Van Dijk habría podido superarlo entonces, cuando hubo una primera tentativa del Liverpool, aunque luego se disculpara por haber negociado con el futbolista. Entonces, el jugador holandés pidió el transfer request (al solicitud de traspaso) al Southampton, que exigía 60 millones de libras (67 millones de euros). Ahora, ha pedido 15 millones más por desprenderse del futbolista a media temporada y el Liverpool ha claudicado.

"He vivido unos meses difíciles", reconoció Van Dijk, que ahora se confesaba "encantado y honrado" de fichar por el Liverpool. "No puedo esperar para ponerme la famosa camiseta roja por primera vez frente al Kop y daré todo lo que tengo para ayudar a este gran club a lograr algo especial en los próximos años", afirmó Van Dijk en un comunicado. El internacional holandés, nacido en Breda el 8 de julio de 1991, debutará el 2 de enero contra el Burnley.

Los 'Saints'   pagaron 14,6 millones en el 2015 y ahora percibirán 84,4, aunque el 10% lo entregarán al Celtic de Glasgow, el club de origen

El defensa central había llegado al Southampton en el 2015 procedente del Celtic. Costó a los Saints 13 millones de libras (14,6 millones de euros) y dos años después percibirá 60 millones más. El Celtic también sacará tajada ya que se reservó un 10% en los beneficios del futuro traspaso de su antiguo jugador. 

Van Dijk era una petición de Jurgen Klopp para apuntalar la defensa del Liverpool, muy inconsistente, y la más goleada de los siete primeros clasificados. El alto dispendio asumido por los dirigentes del club podría estar relacionado con un próximo traspaso de Philipe Coutinho al FC Barcelona, tasado en casi 150 millones de euros.