Ir a contenido

INFIERNO EN GUADALIX

Las terribles 24 horas de Carmen Borrego en 'Sálvame Okupa': lágrimas, una mentira y un tartazo

La hermana de Terelu Campos ha sido elegida por la audiencia como "la más egoísta" del concurso

Sergio L. Merillas

Las terribles 24 horas de Carmen Borrego en 'Sálvame Okupa': lágrimas, una mentira y un tartazo

Tan solo han estado encerrados unas horas, pero los concursantes de 'Sálvame Okupa' han experimentado en primera persona la capacidad que tiene la casa de 'GH' para magnificar los sentimientos, ya que el reality exprés de Telecinco es un no parar. María Lapiedra y Chelo García Cortés fueron anoche expulsadas, una por el público y otra por el azar, mientras que Rafa Mora fue repescado tan solo un día después de su eliminación. Carmen Borrego, por su parte, está siendo una de las grandes protagonistas. 

No precisamente por buenos motivos, ya que la menor de las Campos ha afrontado en sus primeras 24 horas en la casa una serie de catastróficas desdichas que han convertido su estancia en el concurso en un auténtico infierno. A esto se le suma el poco apoyo del público, que anoche la eligió como la concursante más egoísta por sus continuas quejas y su escasa predisposición a disfrutar de la experiencia en la que sí se están volcando la gran mayoría de sus compañeros. 

Carmen Borrego empezó con mal pie cuando, nada más llegar a Guadalix, Gustavo González consiguió el poder de expulsar a uno de los 'okupas'. Aunque eliminó a Rafa Mora, en un principio había elegido a la Campos al entender que ella misma había pedido su expulsión, estrategia prohibida por la organización. A esto se le unió además que su propia hermana Terelu la eligiera como una de las 'criadas' en la prueba semanal, decisión que la concursante no supo encajar con humor. 

Demostrado: Borrego pidió su expulsión

Borrego se situó en el punto de mira por sus supuestas trampas al pedir su expulsión, algo que ella negó una y otra vez. Sin embargo, 'Sábado Deluxe' mostró anoche las imágenes que, efectivamente, demuestran que se saltó las normas. "Eres directora de televisión y sabes lo que cuesta preparar un programa así y en el tiempo récord que lo hemos hecho. Se supone que tenemos que entretener", le recriminó David Valldeperas, presentador y director, a una Borrego acorralada. 

Dejando a un lado este episodio, la atención también se centró en Carmen Borrego durante el inicio del 'Sábado Deluxe' de anoche. La colaboradora de 'Sálvame' aseguró sentirse mal físicamente y rompió a llorar tras una conversación con María Patiño: "Tengo la necesidad de estar acostada. Tengo escalofríos, me siento muy inútil". La hija de María Teresa Campos ha entrado a la casa con fuertes dolores debido a sus recientes operaciones estéticas, motivo por el que algunos espectadores no comprenden que haya aceptado participar en ese estado. 

El tartazo de Payasín: "Es una crueldad"

Pero el momento más tenso y dramático de la noche llegó cuando el mítico Payasín entró en juego para 'castigar' a Gustavo González, Antonio Montero y Carmen Borrego con tres tartazos, al ser elegidos respectivamente como el más falso, el más mueble y la más egoísta. El simpático payaso se tomó muy en serio su trabajo y le lanzó con todas sus fuerzas el pastel a Carmen, que al girar la cabeza, recibió el impacto en su cuello y en la zona que tiene dolorida por las cicatrices. Fue, sin duda, la gota que colmó el vaso.

Muy enfadada, fue directa al baño para limpiarse los restos y rompió a llorar una vez más. Debido a esta delicada situación, el súper decidió llamarla al confesionario para que pudiera charlar con Patiño y Valldeperas. "Yo solo digo que tengo un certificado médico y que no me estoy inventando nada. Me parece injusto que se me de en la zona que tengo mal. Me parece que es cruel e injusto", lamentó la afectada, que recibió el cariño de todo el plató. 

Temas: Sálvame