Tiempo

El febrero más cálido de la historia de Barcelona: el Observatori Fabra registra otro récord

Hace un año estaba nevando en Barcelona: así amaneció Collserola en febrero de 2023

Lluvia y granizo para despedir el mes de febrero

Barcelona

Barcelona / Observatori Fabra

Judit Bertran

Judit Bertran

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Los datos preliminares del Observatori Fabra (Barcelona) ha revelado que, para la sorpresa de pocos, este febrero ha sido el más cálido jamás registrado en el observatorio desde que disponen de datos (desde el año 1914). Así pues, con una temperatura media de 13,4 grados, la cifra ha superado en 0,6 a la que era el máximo antes registrado, en 2020, de 12,8 grados.

La máxima absoluta que registró el Observatori Fabra en la capital fue de 23,5 grados el día 4 de febrero, una cifra tan elevada que tampoco se había alcanzado en el observatorio aún. La mínima absoluta fue de 5,2 grados el día 27. Pero también ha sido un mes seco, pues la precipitación total mensual provisional ha sido de 24,7 mm.

Acumulación de récords

Con los últimos datos del febrero, el Oberservatori Fabra ha concluido que el invierno 2023-2024 ha sido el más cálido jamás registrado en la estación. La temperatura media de los meses de diciembre-enero-febrero es de 12,2 grados.

Además, la media del invierno del treintenio de referenica 1991-2020 es de 9,2 grados. En orden, los inviernos más calurosos que le siguen al de 2023-24 son el de 2015-16, 2019-20 y 2021-22.

En comparación con 2023 y 2022

Si miramos los datos del año pasado, el Observatori Fabra registró una máxima de 21,2 grados (también el día 4 de febrero) -una diferencia de casi dos grados por debajo en comparación con este 2024- y una mínima de -1,1 grados (el día 27 también), 6,3 grados menos que este año. Además, la precipitación de 2023 fue casi el doble que la de este año, con 40,7 mm registrados, 15,6 de ellos acumulados el día 7 de febrero de 2023 (respecto a los 24,7 mm de 2024).

La nieve llega a Barcelona: Collserola, cubierta de blanco

La nieve llega a Barcelona: Collserola, cubierta de blanco / ALBERTO PAREDES / EUROPA PRESS

El periodo más frío de febrero empezó a partir del día 23, cuando la lluvia llegó para convertirse en nieve la madrugada del día 27, hecho que este año no hemos podido presenciar tanto por falta de lluvia como de temperaturas bajas. Asimismo, el año pasado se llegaron a acumular hasta 7 cm de nieve en la capital catalana, se registró la primera temperatura bajo cero desde enero de 2021 y la más baja desde el 28 de febrero de 2018. Además, hacía más de dos años que el observatorio no registraba una temperatura negativa.

Aun así, los datos se asemejan más a los de hace dos años, cuando en 2022 ya se registraron máximas de 21,5 grados y mínimas de 4,3 grados. En el resumen mensual del observatorio de Barcelona ya afirmaban que el cambio climático que la atmosfera ha experimentado el último siglo ha afectado sobre todo al invierno, que cada vez ha adoptado una ideología más pro-primaveral. Asimismo afirmaba que la transición de invierno-primavera se diluía cada vez más, pues esta última está avanzándose cada vez más. En 2022 llovió únicamente un total de 1,9 mm en todo el mes.