Medida ecológica

La UE aprueba el uso de un cargador único y universal para móviles y portátiles

El Parlamento y los países europeos acuerdan imponer un cargador de puerto USB-C para defender a los consumidores y limitar los desechos tóxicos

Cargador de móvil de puerto USB-C

Cargador de móvil de puerto USB-C

2
Se lee en minutos
Carles Planas Bou
Carles Planas Bou

Periodista

Especialista en Redes, algoritmos y la intersección entre política y tecnología

Escribe desde Barcelona

ver +

A partir del otoño de 2024, todos los países de la Unión Europea (UE) estarán obligados a usar el mismo cargador único y universal para teléfonos inteligentes, tabletas y ordenadores portátiles. Así lo ha aprobado este martes el Parlamento Europeo tras llegar a un acuerdo con los miembros del club comunitario. La norma también afectará a otros dispositivos como cámaras digitales, auriculares, libros electrónicos o videoconsolas portátiles.

Con esa decisión, la nueva y esperada normativa de Bruselas impondrá para todos esos dispositivos móviles un puerto USB-C con el objetivo de reducir los desechos tóxicos provocados por los miles de cables distintos que hay, así como defender los derechos de los consumidores, que hasta ahora estaban obligados a acumular distintos tipos de cargadores.

El comisario europeo de Industria, el francés Thierry Breton, ha celebrado en Twitter el acuerdo alcanzado para usar un cargador único, asegurando que con ello "el interés general de la Unión Europea ha prevalecido". La clavija conectora de los puertos micro USB y USB-C suponen el 80% del mercado europeo.

Ese mensaje hace referencia a la frontal oposición al proyecto presentada por Apple. El gigante tecnológico estadounidense ha denunciado durante meses el proyecto, pues defiende su tecnología de carga y conexión Lightning, un sistema diferenciado de los cargadores USB-C que le reporta grandes ingresos. A partir del otoño de 2024, los usuarios europeos podrán usar este tipo de cargadores, más económicos, para sus dispositivos iPhone, iPad o Mac.

Más ahorro para los consumidores

Breton también ha celebrado que la adopción de un cargador único y universal supone "más ahorros para los consumidores europeos y menos basura para el planeta". En una nota de prensa, el Europarlamento ha apuntado en la misma dirección, asegurando que el acuerdo alcanzado este martes hace que los productos en la UE sean "más sostenibles".

Noticias relacionadas

"Los consumidores ya no necesitarán un dispositivo y cable de carga diferente cada vez que compren un dispositivo nuevo, y podrán usar un cargador para todos sus dispositivos electrónicos portátiles pequeños y medianos", reza el posicionamiento de Bruselas. El acuerdo también certifica que esa adopción de un cargador único no afectará a la carga rápida que admiten algunos dispositivos.

De esta manera, la UE consigue dar por cerrado un objetivo que se verbalizó el año 2009 pero que no se implantó en una directiva hasta 2014, cuando se instaba a los países europeos a unificar los cargadores "de forma voluntaria", algo que no prosperó.

Temas

Móviles