Detenido un médico de Interior por abusos sexuales a tres mujeres agentes de los Mossos

Una agente de los Mossos d’Esquadra.

Una agente de los Mossos d’Esquadra. / MOSSOS

3
Se lee en minutos
Guillem Sánchez
Guillem Sánchez

Redactor

Especialista en Sucesos, tribunales, asuntos policiales y de cuerpos de emergencias

Escribe desde Barcelona

ver +

Los Mossos d'Esquadra arrestaron este viernes a un médico de la Conselleria de Interior de la Generalitat por abusar sexualmente de tres mujeres agentes del cuerpo en 2019, según ha avanzado TV3 y han confirmado fuentes de la Conselleria d'Interior. El facultativo pasó a disposición judicial el domingo, y quedó en libertad con cargos.

Según ha detallado el Sindicat Autònom de Policia (SAP-FEPOL), se trata del doctor cuyas iniciales son J.P. que forma parte del Servei de Vigilància de la Salut Laboral del departamento, que habría cometido los delitos durante el "ejercicio de sus funciones". Una circunstancia que para el sindicato agrava la situación dado que "se aprovechaba" de su condición para atentar contra la libertad sexual de las agentes.

En un comunicado, el sindicato agradece la denuncia que presentaron estas tres policías recientemente --a pesar de que refieren abusos de 2019-- y animan al resto de mujeres que hayan podido sufrir situaciones parecidas a emularlas y comunicar lo ocurrido.

El sindicato celebra la decisión de Interior de apartar cautelarmente al facultativo de un puesto que ha ocupado durante años pero emplaza a los responsables del departamento a revisar lo que ha fallado.

"Me hizo una revisión ginecológica"

Una de las denunciantes ha hablado en el programa 'Planta Baixa'. "Me pidió que me quedara en ropa interior y salió de la consulta. Me quedé un poco descolocada pero no bloqueada. Volvió a entrar, se puso a mis espaldas, me hizo agachar, me tocó por la zona del trapecio y me pidió que me tumbara en la camilla para hacerme una revisión ginecológica. Le respondí que mis revisiones las hago cada año y todas están bien. Respondió que no estaba de más. Sigo sin saber por qué accedí, pero entonces sí me quedé bloqueada. No recuerdo ni cómo me vestí. Sí me dijo: 'tranquila, no tendrás problemas", en alusión a que me renovaría mi adaptación laboral --para no trabajar de noches-- que se renueva cada año".

Esta agente de los Mossos explica que, aunque los hechos pasaron en 2019, no ha denunciado hasta ahora porque su entorno le alertaba de que no resultaría sencillo que confiaran en su palabra. "'¿Cómo podrás demostrarlos?', 'Será tu palabra contra la suya' o 'es un médico de la casa. Eso me echaba atrás. No tenía la valentía suficiente y no sabía dónde acudir. Me sentía sola, sola".

Otra de las denunciantes, también en el mismo programa de TV3, ha explicado que cuando ella comunicó haber sufrido un episodio parecido al anterior, recibió una llamada de una psicóloga de Interior. "Me dijo que iban a mirarlo y a tomar medidas, que consistirían en que a partir de entonces pasaría consulta en presencia de una enfermera. Salí muy descontenta de esta reunión. fue el detonante que me empujó a denunciar".

Cronología

Según fuentes de Interior, la cronología de los hechos es la siguiente: en febrero de 2020 una agente presenta una denuncia por abusos sexual contra el citado médico. El departamento, entonces en manos de Miquel Sàmper, decreta medidas cautelares contra el facultativo, obligando a que las visitas que realice a pacientes mujeres deba hacerlas siempre acompañado.

Con la entrada del 'conseller' Joan Ignasi Elena al frente de Interior, se activa la defensa jurídica a la víctima, y meses más tarde, se abre un primer expediente disciplinario al presunto autor prohibiendo hacer exploraciones médicas a pacientes mujeres.

En febrero del 2022, otra agente presenta una segunda denuncia por un abuso sexual por parte del mismo médico, hechos que atañen también al año 2019 pero que la víctima no verbaliza hasta finales del 2021. Dada la reiteración de casos , en el mes de mayo se hace efectivo un segundo expediente disciplinario con la suspensión de empleo y sueldo del presunto agresor.

En ambos casos, las víctimas denuncian que durante muchos meses no se han sentido acompañadas por parte de la Dirección General de la Policía.

Noticias relacionadas

El 20 de mayo se tiene conocimiento de un tercer caso de abuso sexual, por unos hechos también del 2019 que la víctima no había denunciado. Presentada la denuncia, se procede a la detención del presunto autor de los hechos este pasado viernes, que ha quedado con libertad con cargos con una acusación de abuso y una pena con agravante que oscilaría entre los 4 y los 10 años por la gravedad de los hechos cometidos.