Ir a contenido

incidente

El AVE entre Barcelona y Girona retoma el servicio tras un "sabotaje"

Un cable de fibra óptica ha sido cortado intencionalmente porque "se puede romper por una incidencia no relacionada con una acción humana, pero no cortar", según explica Adif

El Periódico

Un tren AVE sale de Barcelona, en una imagen de archivo.

Un tren AVE sale de Barcelona, en una imagen de archivo. / QUIQUE GARCÍA (EFE)

El AVE que realiza el trayecto Barcelona-Girona y Figueres (Alt Empordà) ya ha retomado el servicio después de que haya sido interrumpido la mañana de este miércoles porque un cable de fibra óptica ha sido cortado en una acción que Adif Moncloa han etiquetado de "sabotaje". La línea ha vuelto a funcionar hacia las 11 de la mañana después de que la incidencia se haya detectado a las 6.40 horas. 

Los técnicos de Adif han reparado parcialmente la incidencia que afectava al sistema de señalización y que estaba causada por actos vandálicos.  Progresivamente se irán recuperando horarios y frecuencias habituales. Durante el paro, algunos AVE que iban a Madrid han sufrido retrasos en su salida.

Según ha informado Adif a Europa Press, todo apunta a que el cable ha sido cortado intencionalmente porque "se puede romper por una incidencia no relacionada con una acción humana, pero no cortar", y sus pasajeros han sido redirigidos a trenes de Media Distancia, ha informado Renfe a Europa Press. 

El AVE Barcelona-Girona estuvo paralizado el lunes por daños causados en la infraestructura por barricadas de manifestantes que protestaban contra la sentencia del Tribunal Supremo sobre el 'procés'. El martes también se suspendió a primera hora de la mañana después de que se cortara con una motosierra un árbol próximo a la vía y se lanzara a la catenaria, pero se reanudó pasadas las 11.30 horas de la mañana.

Otras incidencias

Además, desde el inicio del servicio la quema de neumáticos en la zona de vías entre Canet y Sant Pol (Barcelona) han causado daños y han provocado la interrupción del servicio en este tramo hasta las 6.50 horas, lo que ha afectado a las líneas R1 y RG1 de Rodalies.

También se ha interrumpido a primera hora el servicio entre Mollerussa (Lleida) y Lleida por "actos vandálicos en la infraestructura", ha explicado Renfe, pero ha sido reanudado pasadas las 7.15 horas.

De afectaciones de carreteras, según el Servei Català de Trànsit no "consta ningún corte" y hay fluidez en la red viaria.

Temas: AVE