14 ago 2020

Ir a contenido

Temporal de tormentas

La Guardia Civil rescata 46 menores en menos de 24 horas en las montañas de Asturias

Casi 500 jóvenes han sido evacuados en diferentes operaciones ejecutadas en el Principado y en las provincias de Álava, León y Palencia

El Periódico

Rescatado un grupo de 23 scouts y 2 monitores en la montaña de Los Beyos, en Gijón. / GUARDIA CIVIL

La Guardia Civil ha rescatado a dos grupos, compuesto cada uno por 23 menores y dos monitores, entre la mañana del martes y la madrugada del miércoles en las inmediaciones montañosas de Asturias.

El más reciente se ha activado este martes, cuando el servicio de emergencia ha recibido a las seis de la tarde un aviso de socorro por parte de los monitores del campamento, amenazados por los fuertes vientos y las lluvias que han azotado el territorio leonés y asturiano durante los últimos días. La zona en la que se encontraban, una ladera escarpada, ha dificultado la gestión y desarrollo del rescate, en especial para la acción de los helicópteros.

Al final, la Guardia Civil ha asegurado una cuerda de rápel, mediante la cual han podido descender los rescatados. Se han instalado un total ocho estaciones, una cada 60 metros de caída. A pesar del viento y la lluvia, la operación ha concluido a las 4.30 de la mañana, momento en el que el grupo de 'scouts' y monitores han alcanzado la carretera que les ha dirigido hasta la localidad más cercana, Sellaño. 

Emergencia en la montaña

En la anterior intervención del Equipo de Rescate e Intervención en Montaña de la Guardia Civil en menos de 24 horas, con colaboración de los bomberos de diferentes localidades, otro grupo también formado por 23 scouts y dos monitores ha sido rescatado en el Canal de Culiembro, un sendero de descenso pronunciado trazado sobre roca viva. 

Estas últimas actuaciones se han sumado a las múltiples labores de rescate que la Guardia Civil, Protección Civil y Cruz Roja han realizado en las montañas de Castilla y León y Asturias a causa del temporal de tormentas eléctricas que han afectado al desarrollo de varios campamentos 'scouts' asentados allí.

En total, casi 500 jóvenes y varios monitores han sido evacuados en diferentes operaciones ejecutadas en las provincias de Álava, León, Palencia y Asturias sin apenas consecuencias físicas. Los únicos síntomas detectados han sido principios de hipotermia a causa de la ropa mojada por el aguacero, dolores de cabeza, mareos, ataques de ansiedad y algún esguince leve.