Ir a contenido

Mecánico con cáncer de pulmón

El amianto del Metro de Madrid se cobra su primera víctima mortal

Ha fallecido el especialista Antonio Morán, que estuvo durante años en contacto con las fibras de asbesto de diversas piezas de los trenes

Ya van detectados tres casos de enfermedad por el mineral tóxico entre la plantilla y se discuten otras dos muertes de trabajadores

Juan José Fernández

Uno de los tres trabajadores del Metro de Madrid que desarrolló asbestosis por estar expuesto a fibras procedentes de amianto ha fallecido hoy en Madrid. / EFE VÍDEO

El amianto en el Metro de Madrid se ha cobrado su primera víctima mortal oficial. El mecánico de los talleres del suburbano madrileño Antonio Morán Canseco, de 56 años, ha fallecido esta tarde en el Hospital La Paz víctima de un cáncer de pulmón.

Morán contrajo la enfermedad –un mesotelioma, el tumor que provocan las fibras de asbesto– durante su prestación profesional como mecánico de Ciclo Corto. En esa especialidad, durante años los trabajadores de Metro de Madrid han estado expuestos al contacto del mineral tóxico que llevan unas piezas de los trenes llamadas disruptores -o "apagachispas" en el argot interno-, cuyo hollín y adherencias limpiaban sin la adecuada protección.

Luto en la plantilla

"Que la tierra te sea leve, compañero", dice un escueto mensaje que circula en la noche de este jueves entre el personal de la empresa pública madrileña. El fallecido había ingresado esta mañana de urgencia por un empeoramiento de su estado de salud.

Su compañero de taller Alfonso Blanco, delegado del sindicato Comisiones Obreras, recuerda de Antonio que era "una excelente persona, que siempre se reía". Un hijo de la víctima del asbesto trabaja también para el Metro de Madrid.

"Creíamos que el amianto estaba tan erradicado de los trenes como la viruela, ¡y ahora va y aparece!", se lamentaba el pasado mes de febrero, en declaraciones a EL PERIÓDICO, Alfonso Blanco, mecánico de los elementos móviles de los trenes que pasó 25 años trabajando con los apagachispas junto a Antonio Morán. A su lado ha estado trabajando, también 25 años, Julián M., el primer mecánico al que se le ha reconocido un cáncer por causa del amianto.

Ya son tres los enfermos oficialmente detectados, uno de los cuales ha dejado de existir. A la lista de afectados se une también Santos González, mecánico de escaleras mecánicas, a quien se le ha detectado la enfermedad pero aún no la ha desarrollado. Además, hay otros dos trabajadores fallecidos por cáncer cuyas muertes se discuten como atribuibles al amianto.

La Inspección de Trabajo ha impuesto una multa de 190.000 euros a Metro de Madrid por la violación de normas de salud laboral en relación con el amianto de las piezas de sus convoyes. El caso está siendo investigado por la Fiscalía de Madrid.

Temas: Madrid Metro

0 Comentarios
cargando