Ir a contenido

Segregación escolar: dime dónde estudias y te diré quién eres

LUCÍA MARTÍNEZ. SAVE THE CHILDREN

Segregación escolar: dime dónde estudias y te diré quién eres

Alba Lajarín (Save the Children)

Que la calidad de la educación que recibe el alumnado y los medios con los que cuentan los centros escolares y las familias determinan en gran parte las posibilidades de futuro de niños y niñas, es un hecho constatado. Que hoy en día en España existen enormes diferencias en materia educativa como consecuencia de la segregación socioeconómica entre centros educativos que en ocasiones apenas están separados por unos cientos de metros, también lo es.

La segregación escolar por motivos socioeconómicos o la separación de niñas y niños pobres y ricos en escuelas distintas, es un problema todavía invisible para una gran parte de los responsables políticos de España. Ejemplo de ello fue la intervención del ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, en el Senado el pasado martes día 8, en la que afirmaba que "en España no se segrega. Eso es algo que existía en Sudáfrica, en régimen de apartheid”.

Sin embargo, según el informe que recientemente hemos publicado en Save the Children “Mézclate conmigo. De la segregación socioeconómica a la educación inclusiva”, uno de cada diez centros escolares en España es un gueto. En estos centros, más de la mitad del alumnado escolarizado es de perfil socioeconómico bajo.

De acuerdo con este mismo estudio, el índice de segregación escolar en España no ha hecho más que aumentar en los últimos años. Desde el 2008 hasta el 2015 ha aumentado en más de un 13%, siendo ya el sexto país europeo con más segregación, al nivel de países como Lituania, Eslovaquia y Rumanía. Por otro lado, y como ejemplo paradigmático de este negacionismo e inmovilismo político, la Comunidad de Madrid ha experimentado un crecimiento de un 36%, en este mismo periodo, la región con mayor segregación escolar en España y que se sitúa en segundo lugar en el ranking europeo, sólo por detrás de Hungría. Cataluña es la segunda comunidad con más segregación escolar con un crecimiento del 30%.

La concentración de alumnado vulnerable en determinados centros tiene graves repercusiones para el sistema educativo, la equidad y la cohesión social. Por un lado, la separación de alumnado limita los beneficios del efecto pares. Este fenómeno permite que los alumnos con más dificultades para el estudio obtengan mejores resultados gracias a compartir espacios de aprendizaje con aquellos alumnos más aventajados.

Además, la segregación tiene repercusiones muy negativas en las tasas de repetición (aumentan en un 23%), en los resultados en PISA (disminuyen en 30 puntos) y en las expectativas del alumnado en cursar estudios universitarios. La repetición, el fracaso y el abandono escolar, constituyen los tres grandes retos a los que se enfrenta el sistema educativo español y todos ellos están estrechamente relacionados con la segregación escolar.

Por otro lado, la falta de interacción de alumnado de diferentes contextos sociales, dificulta la adquisición de habilidades sociales como la empatía, así como el respeto y conocimiento de otras realidades, causando comportamientos de intolerancia y discriminación hacia el otro y limitando la cohesión social y la inclusión.

El aumento de la segregación escolar de los últimos años se debe a la falta de políticas públicas educativas dirigidas a combatir la concentración de alumnado vulnerable en las aulas. Para ello es necesario voluntad política y compartir y aprovechar el conocimiento y experiencias de éxito que ya existen, tanto dentro como fuera de nuestro país. España tiene un problema de segregación escolar pero si somos capaces de visibilizar y aceptar el problema,  todavía estaremos a tiempo de solucionarlo.

La segregación escolar es un problema urgente pero que puede y debe ser abordado por el sistema educativo. Desde Save the Children pedimos a las Administraciones educativas que hagan de la lucha contra la segregación escolar una prioridad y promuevan políticas para una educación inclusiva, y reclamamos un Plan Estatal por la Equidad y la Inclusión Escolar. Para que estudiar en un centro u otro no sea lo que marque tus oportunidades de futuro. Para que de verdad el sistema educativo asegure igualdad de oportunidades.