PLAN DE SALUT

El 'conseller' Boi Ruiz anuncia recortes inminentes en cirugía y pruebas diagnósticas

La Generalitat asegura que los ajustes no suponen eliminar prestaciones sanitarias

Los centros concertados cobrarán menos por la actividad que realicen

Se lee en minutos

ÀNGELS GALLARDO / Barcelona

Elconsellerde Salut, Boi Ruiz, ha expuesto ante un centenar de gerentes y directores de los hospitales concertados de Catalunya los trazos principales de los recortes asistenciales que deberán aplicar de inmediato para ajustarse al recorte presupuestario, del 10 %, que sufrirá la red sanitaria en los ejercicios del 2011 y 2012. Reducir las operaciones quirúrgicas no urgentes, hasta ahora protegidas por el control de las listas de espera, y realizar menos pruebas diagnósticas de alta recnología son dos de las principales medidas anunciadas.

Te puede interesar

El ajuste económico obedece, según Ruiz, a la negligente distribución de recursos que proporciona el actual sistema de financiación autonómico. "Catalunya obtiene mucho más de los que recibe en un sistema regido por una solidaridad mal entendida", dijo el titular de Salut. Las nuevas medidas afectarán también al personal de los hospitales del Institut Català de la Salut (ICS), centros que que no podrán cubrir las bajas por jubilación ni las suplencias por vacaciones o enfermedad. Ruiz no prevé nuevas reducciones en el salario de médicos y enfermeras.

El recorte económico, reiteró elconseller,no afectará a la calidad de la asistencia sanitaria que reciben los ciudadanos, aunque les resulte un poco más incómodo acceder a los centros o a las prestaciones. "Tener un sistema equitativo no implica siempre tener el hospital al lado de casa", dijo, en alusión a la unificación de servicios y a la clausura de los que resultaban menos rentables.