ENTREVISTA

Vincent Cassel: "No tengo claro que las series actuales sean televisión"

Hablamos con el astro francés sobre la lujosa producción de Apple 'Liaison', en la que comparte pantalla por primera vez con Eva Green

Vincent Cassel: "No tengo claro que las series actuales sean televisión"

Vincent Cassel: "No tengo claro que las series actuales sean televisión" / Apple TV+

Juan Manuel Freire

Juan Manuel Freire

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Las barreras entre tele y cine se han fundido de tal manera que a nadie extraña que Vincent Cassel y Eva Green, dos de las estrellas francesas más internacionales, crucen sus caminos por primera vez en una serie: 'Liaison' (Apple TV+, desde el viernes, día 24), lujoso 'thriller' de espionaje desdoblado en complicada historia de amor. Cassel encarna al principal sospechoso de unos ciberataques que han puesto en jaque a Londres. Green es la secretaria privada del ministro de Estado de Reino Unido y una antigua debilidad del posible hacker.

¿Qué le atrajo de 'Liaison' en un primer momento? 

Por un lado, era la primera vez que Apple ponía tanto dinero en una producción europea. Ser requerido para esta aventura me halagó bastante. Y lo segundo es que por fin iba a poder trabajar con Eva Green.  

¿Ha estado la experiencia a la altura de sus expectativas? 

Diría que incluso las superó. Y, además, tuve la suerte de que mientras nos preparábamos para esto, Green fichó también por [la película] 'Los tres mosqueteros: D’Artagnan', que rodamos justo después. Este es mi año Eva Green. La verdad es que nos llevamos muy bien. Y curiosamente, me siento cerca de ella como actor. Se involucra mucho, pero a la vez, no se toma demasiado en serio a sí misma. Para ella es más importante la vida que estar en un set.

En una entrevista de hace algunos años declaraba que lo más interesante del ser humano es la paradoja: "El hecho de que tengamos que hacer una cosa y fingir algo distinto". Entre los personajes de una historia de espionaje, esa paradoja viene por defecto. ¿Quizá por eso le atraía esta serie también? 

Totalmente. Lo que quería con este personaje era construir a un tipo bastante normal y todo lo francés que fuera posible. Es decir, que no se basara en la bravuconería, ni en el músculo, ni en la lucha, ni en demostrar tus cualidades alfa. Él solo quiere hacer su trabajo y ser fiable. Y si para eso ha de parecer un pringado, ningún problema.

'Liaison' es un thriller muy europeo en el sentido en que cuesta discernir quiénes son los buenos tipos y quiénes los malos. Repasando su carrera, diría que le interesan sobre todo esa clase de thrillers y proyectos de acción: los que lidian con la ambigüedad. 

Así es. Es que la vida consiste en eso. ¿Quién es el buen tipo y quién es el malo? Si observas las situaciones con microscopio, y esto sirve también para el mapa político internacional, tampoco suele estar tan claro. Normalmente, cuando se habla de alguien como el malo de una historia, existe una verdad mucho más compleja detrás.

¿Conocía el trabajo previo de Virginie Brac, la creadora? ¿Fue de los muchos espectadores franceses de la serie 'Espiral', en la que ella fue guionista?

Fui, fui uno de esos, como todo el mundo. Esa serie fue un éxito enorme en Francia. Cuando supe que ella iba a escribir toda la serie, entendí inmediatamente que este iba a ser un proyecto de calidad. 

Aquí se pone a las órdenes de un director veterano de la acción, Stephen Hopkins [autor de 'Depredador 2' o 'Los demonios de la noche']. No sé si creció viendo sus películas. O quizá era seguidor de '24', que Hopkins definió visualmente. ¿Cuál era su relación con este cineasta? 

Me gustaba mucho '24', pero es que, además, conocí a Stephen hace algunos años en Cannes. Dirigió el remake ['Bajo sospecha'] de una película francesa llamada 'Arresto preventivo'. En la nueva versión salía mi ex, Monica Bellucci, además de Gene Hackman y Morgan Freeman. Recuerdo haberlo pasado muy bien con él durante el festival. Cuando me dijeron que estaba siendo considerado como director, me alegré mucho, no solo porque me cayera bien, sino también porque sabía que tendría el talento para contar la historia en términos muy visuales. 

No solemos verle actuar en televisión, pero tampoco está muy claro si 'Liaison' es tele, en parte por las atrevidas decisiones como realizador de Hopkins. Hay momentos de fabulosa bravuconería, como el plano aéreo entre edificios que abre la serie. 

La idea era hacer una serie que pareciera cine, en cierto modo. Debía tener una dimensión cinematográfica. Hoy en día no puedes limitarte a contar una historia, sino que has de buscar herramientas adicionales para mantener al espectador pegado a la pantalla. Ese plano del que habla es realmente precioso. 

Normalmente, cuando se habla de alguien como el malo de una historia, existe una verdad mucho más compleja detrás

¿Cómo es que no participado en más series? 

Me atraen sobre todo ahora porque los tiempos están cambiando. No tengo claro que las series actuales sean televisión. ¿Qué es televisión? Tengo la sensación de no ver ya la televisión. Lo que veo son historias contadas a través de la pantalla. Y si ves la clase de dinero que se invierte en esta clase de producto… Esta nueva serie es mucho más cara que muchas de mis películas francesas.

'Liaison' es la primera serie en francés (e inglés) de Apple. Una de las mejores cosas que ha dado la globalidad del 'streaming' es la oportunidad de escuchar a actores/personajes hablando en sus idiomas. O muchos otros: usted habla hasta cuatro lenguas en la serie. 

El 'streaming' está consiguiendo que la gente se acostumbre a ver películas en otros idiomas. Te conectas a Netflix y puedes ver cine de África, de España… 'La casa de papel' es una serie increíble y es totalmente española. Yo la vi entera en español. Algo así habría sido imposible hace solo diez años. 

¿Qué será lo próximo para usted? Creo que volverá al mundo de David Cronenberg en 'The shrouds'. 

Eso es lo que haré, pero antes tengo que acabar de rodar una película en Francia con Pablo Agüero, el director argentino, sobre Saint-Exupéry y Guillaumet en los principios de la aviación.