Comunitat Valenciana

Compromís cierra la puerta al despliegue de Sumar en la Comunidad Valenciana

Los valencianistas rechazan que la plataforma de Yolanda Díaz se implante en la Comunitat Valenciana porque no es "ni necesario ni conveniente"

Ejecutiva de Compromís celebrada el pasado mes de noviembre.

Ejecutiva de Compromís celebrada el pasado mes de noviembre. / M.A. MONTESINOS

Diego Aitor San José

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

En Compromís no quieren oír ni hablar de un posible desarrollo de Sumar en la Comunitat Valenciana. "No consideramos ni conveniente ni necesario que se implante otra organización porque en este espacio ya hay un partido político referente", defiende la secretaria general de Més, el partido mayoritario que compone Compromís, Amparo Piquer, quien advierte a la plataforma de Yolanda Díaz de los acuerdos firmados.

Los valencianistas advierten que, frente al interés explicitado por el diputado por Alicante y secretario del grupo parlamentario Sumar, Txema Guijarro, de esta organización de expandirse por la Comunitat Valenciana, en este territorio "ya hay una fuerza que es Compromís" y que es "referente de la izquierda, el valencianismo, una fuerza verde y feminista". Es por ello que la coalición defiende que ese desarrollo de Sumar no es "ni conveniente ni necesario" en el territorio autonómico.

Piquer, integrante de la ejecutiva de los valencianistas, recuerda que Compromís tiene "un acuerdo previo de no competencia electoral" en la Comunitat Valenciana con Sumar. "Sumar ya reconoce a Compromís como la fuerza principal de la izquierda valenciana", reivindica la dirigente de Més. Este aviso se viene reiterando en las últimas horas y de hecho, según transmitieron fuentes de la coalición a este periódico, incumplir este acuerdo podría derivar en la salida de los valencianistas del Grupo Sumar.

"Si hicieran un proceso de implantación en la Comunitat Valenciana nos lo tendríamos que pensar", señalaba una fuente de la dirección de Compromís a este periódico el pasado miércoles tras la

marcha de Podemos al Grupo Mixto

. De momento, según explicaron estas mismas fuentes, "se están cumpliendo" los pactos, aunque empiezan a haber movimientos en Alicante (vinculados a los Mollà) por lo que en la coalición están "vigilantes".

Esos movimientos tuvieron unas horas después su constatación verbal en Txema Guijarro quien, en unas declaraciones a la Cadena SER, señaló que Sumar estudia implantarse en la Comunitat Valenciana, aunque, matizó, lo haría siempre "respetando" los acuerdos con Compromís. Sobre estos, además, llamó a "ampliarlos". El próximo sábado 16 el diputado elegido por Alicante (aunque radicado en Madrid) por cuota de Díaz explicará la situación del proyecto en tierras alicantinas en un acto en esta localidad.

Sus palabras generaron revuelo entre cargos de Compromís como se pudo ver en las redes sociales. "Si Sumar acabara dando el paso de implantarse en el País Valencià, estaría manifestando que aspira a competir electoralmente con Compromís lo que sería, evidentemente, incompatible con mantener ningún acuerdo estratégico", escribió Francesc Gamero, representante de Més en la ejecutiva de la coalición, quien agregó: "De hecho, estarían rompiéndolo ellos".

"Advertencia política alternativa: No se puede sorber y soplar al mismo tiempo", señaló por su parte el exjefe de gabinete de Mònica Oltra, Miquel Real, vinculado a Iniciativa, quien añadió: "No sería Sumar, sería restar". "Estoy convendido de que, en caso de que sea verdad [la intención de Sumar de implantarse en la Comunitat Valenciana], la respuesta de Compromís tendrá que ser contundente", dijo Quique Castelló, concejal en Almenara.