A la espera del pleno

ERC respalda al Gobierno y deja la ley audiovisual a un paso de ser aprobada

  • El PSOE cuela una enmienda para considerar "productora independiente" a las grandes plataformas que vendan a otras empresas

El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, pasa al lado del ministro de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, Félix Bolaños, durante el pleno en el Congreso de este 12 de mayo de 2022.

El portavoz de ERC, Gabriel Rufián, pasa al lado del ministro de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, Félix Bolaños, durante el pleno en el Congreso de este 12 de mayo de 2022. / EUROPA PRESS / MARTA JARA

2
Se lee en minutos
Miguel Ángel Rodríguez
Miguel Ángel Rodríguez

Periodista

ver +

Echando la vista atrás, la Ley de Comunicación Audiovisual ha sido uno de las piedras en las que ha tropezado la relación del Gobierno con ERC durante los últimos meses. Los republicanos catalanes llegaron a amenazar con tumbar los Presupuestos Generales del Estado (PGE) si la norma no incluía la obligación de que las grandes plataformas de 'streaming' incluyeran contenidos en catalán. Ahora, en plena polémica por el escándalo de Pegasus, ERC ha priorizado sacar adelante lo negociado con el Ejecutivo y ha respaldado el texto que, previsiblemente, será aprobado la próxima semana en el pleno del Congreso.

PSOE, Unidas Podemos, PNV y ERC han dado el visto bueno a la norma que obliga a todas las plataformas, desde Netflix Atresmedia (La Sexta, Antena 3), a destinar una parte de sus ingresos a producir en las lenguas cooficiales. Este punto, sumado a la creación de un fondo para doblar y subtitular series y películas, ha resultado indispensable para que los republicanos catalanes hayan dejado a un lado la actual polémica por el espionaje a más de 60 dirigentes y activistas del independentismo catalán y vasco.

"Después de unas negociaciones complicadas con el Gobierno, hemos conseguido una ley pensada por y para las determinadas multinacionales del sector se transformen", ha asegurado el diputado de ERC Joan Margall. En este sentido, ha puesto de relieve la importancia que adquieren las lenguas cooficiales: "Nos parece un avance muy importante. Por ley, tendrá que haber producción audiovisual en catalán", ha sentenciado. Para el PNV resulta también un texto positivo que defiende el autogobierno, preserva la independencia de las televisiones autonómicas y garantiza la presencia del euskera.

Cambio de última hora

La gran mayoría de los portavoces parlamentarios han destacado que la ley es "bastante mejor" que la que presentó el Gobierno en un principio. En total se han presentado más de 1.000 enmiendas. Dos de estas modificaciones, incluidas a propuesta del PSOE, son las que han hecho dudar en la recta final sobre si la ley saldría adelante. Los socialistas han modificado el articulado para que se considere "productora independiente" a las productoras de las grandes plataformas, como Atresmedia, siempre y cuando vendan sus productos a terceras empresas.

Noticias relacionadas

La gran mayoría de productoras audiovisuales han mostrado su "profundo estupor" ante "un cambio de enorme calado con consecuencias muy graves, tanto para la producción independiente, como para el sector en su conjunto y la diversidad y creatividad de producción europea". En este sentido, el dirigente de Unidas Podemos, Txema Guijarro, ha asegurado que le hubiera gustado "un texto más comprometido" con la producción independiente".

Con el dictamen de la ponencia aprobada, será en el próximo pleno del Congreso en el que reciba el primer visto bueno y quede a la espera de la decisión final del Senado. Este primer paso ha coincidido con la denuncia por parte de la Comisión Europea a España por no haber transpuesto la directiva de servicios de comunicación audiovisual, revisada en 2018.