Ir a contenido

VISITA DE ESTADO

España se alía con China contra la guerra comercial de Trump

Pedro Sánchez y Xi Jinping se comprometen a intentar combatir el proteccionismo y trabajar por un "mercado más abierto"

Ambos países estrechan lazos con la firma de una declaración y ocho acuerdos institucionales y 10 empresariales

El Periódico / Agencias

Pedro Sánchez saluda al presidente de la República Popular China. / JOSÉ LUIS ROCA

Pedro Sánchez saluda al presidente de la República Popular China.
España se alía con China contra la guerra comercial de Trump
España se alía con China contra la guerra comercial de Trump

/

La visita oficial del presidente de la República Popular China a España ha escenificado el acercamiento entre ambos países, que han acordado aliarse "contra el proteccionismo y unilateralismo". En plena guerra comercial declarada por el presidente de EEUU, Donald Trump, al país asiáticoXi Jinping y Pedro Sánchez han firmado este miércoles una declaración conjunta en la que ambos presidentes se comprometen a trabajar por "un mercado más abierto y la eliminación de todos los obstáculos comerciales".

El acuerdo alcanzado entre el jefe del Ejecutivo español y el mandatario chino, que consta de 35 puntos, "relanza la relación estratégica integral" y detalla la voluntad de ambos de avanzar en las relaciones políticas, económicas y culturales, informó Efe. En la Moncloa se suscribieron, además, ocho acuerdos bilaterales institucionales y 10 empresariales, entre los que destacan los protocolos de exportación de uva de mesa y carne de porcino, así como el lanzamiento de Seat en China en el 2021.

La declaración conjunta establece "diálogos de alto nivel" entre España y China que se desarrollarán, de manera regular y a nivel ministerial, con el objetivo de "preservar la paz, promover la estabilidad y el desarrollo en el ámbito internacional". El texto subraya la importancia del "multilateralismo basado en reglas" y el desarrollo de una "economía mundial global, abierta, equilibrada e inclusiva".

Los gobiernos español y chino dan la bienvenida en su acuerdo a los progresos de cooperación entre la Unión Europea (UE) y China para fortalecer la conectividad sostenible entre los continentes europeo y asiático, aunque apuntan a la necesidad de avanzar en las negociaciones para lograr un acuerdo de inversiones, tanto a nivel bilateral como en terceros mercados.

Para aumentar la apertura económica e incrementar los intercambios comerciales "de manera que estos sean más equilibrados y se extiendan a nuevos sectores", acordaron crear una comisión mixta de Cooperación Económica y Comercial, a nivel de ministros y secretarios de Estado.

La nueva Ruta de la Seda

Xi animó sin éxito a España a participar en la nueva Ruta de la Seda impulsada por China para desarrollar la política exterior, comprometiéndose a hacer "más esfuerzos por abrir aún más" sus "puertas al mundo", agilizando el acceso a sus mercados, potenciando la importación de más productos de calidad y desarrollando el mercado interno. Así se expresó, antes de su encuentro con Sánchez en la Moncloa, en una intervención en el antiguo salón de plenos del Senado, en presencia del presidente de la Cámara alta, Pío García Escudero, y de la presidenta del Congreso, Ana PastorEse plan de infraestructuras ferroviarias y marítimas no ha atraído tampoco de momento a países clave como Alemania o Francia.

En la línea de la declaración, y sin mencionar la guerra comercial con EEUU, el presidente chino apuntó en esa intervención a la "inestabilidad e incertidumbre sin precedentes" en la que el mundo se enfrenta a la "encrucijada" de saber si se va hacia la ampliación de la globalización económica y el libre comercio o hacia el unilateralismo y el proteccionismo. 

Sánchez y Xi asistieron a la primera reunión del Consejo Asesor Empresarial Chino-Español, que pretende impulsar las relaciones económicas entre ambos países. "Somos ambiciosos", ha dicho el presidente del Gobierno español en una breve intervención difundida por la Moncloa. ​

El encuentro en el que España se ha alineado con China ha tenido lugar a pocas horas de que se inicie en Buenos Aires la cumbre del G-20, los próximos viernes y sábado, en la que Xi coincidirá con Trump.  

'El Quijote'

La anécdota de la jornada fue la revelación de Xi durante su discurso en el Senado de que leyó clandestinamente 'El Quijote' en los años 60, en plena Gran Revolución Cultural, cuando él era un campesino y la obra estaba prohibida.