ANÁLISIS

Messi, o el mensaje para el héroe anónimo

2
Se lee en minutos
Messi consigue, con un gran lanzamiento de falta, el 1-0 del Barça sobre el Athletic.

Messi consigue, con un gran lanzamiento de falta, el 1-0 del Barça sobre el Athletic. / Jordi Cotrina

En su cabeza funcionaba. No sabemos si se trataba de una venganza personal contra Messi o si creyó ser el héroe que rescataría a un barcelonismo que, en su opinión, vivía en la inopía. Pero el autor de la filtración del contrato imaginaba otro desenlace ante su revelación.

Sin público en las gradas resulta difícil medir la opinión popular, pero no parece que haya tenido éxito el relato que buscaba señalar el 10 azulgrana como el responsable de la ruina del Barça. Ni lo han comprado los candidatos ni tampoco los firmantes en su día, puesto que tanto el entonces presidente como su vicepresidente deportivo se han desmarcado respecto a esa conclusión.

Quien rompió el secreto de confidencialidad pasó por alto lo que significa Messi para la afición azulgrana

Quien rompió el secreto de confidencialidad pasó por alto lo que significa Messi para la afición azulgrana. Se limitó a valorar la contabilidad del argentino como si el fútbol no fuera algo pasional, como si solo fuera una industria y los aficionados su accionariado. Pero los socios no lo son para obtener dividendos, no buscan ganar dinero con el Barça, lo que buscan son momentos de felicidad y de esos, nadie les ha proporcionado más en los últimos quince años que el argentino.

 

No hace falta ser un experto en economía para saber que donde no debes escatimar un euro es en la materia primera que te hace diferente

Pero incluso si nos atenemos a los números, no hace falta ser un experto en economía para saber que donde no debes escatimar un euro es en la materia primera que te hace diferente. La rueda girará gracias también a eso ¿Cuánto vale que el mejor jugador del mundo --ese que asocian a tu nombre en la otra punta del planeta-- juegue para ti? 

Fijarse en Matheus Fernandes

Noticias relacionadas

Messi le ha salido barato al Barça, porque cuando una abre su armario lo caro no es aquella prenda que te pones a diario, que te encanta y te da un toque singular, sino aquella que –aunque con un precio inferior—no te pones nunca. Visto el uso y el provecho que el Barça saca, no hay otro jugador que justifique más aquello de darle un cheque en blanco –aunque esta vez fuera literal. 

Ya que el periodismo no ha podido hasta ahora, estaría bien que ese héroe preocupado por la transparencia --con mano en los contratos internos—se fijara en los pormenores de la contratación de Matheus Fernandes, o en los incontables fichajes innecesarios para el B. Quizás así conseguiría la indignación que no ha encontrado ahor