CRÓNICA

Loquillo, tensión con elegancia en Fes Pedralbes

El cantante acudió a sus fuentes poéticas en el estreno de 'La vida por delante', poderoso recital en el que se arropó de una banda encabezada por Gabriel Sopeña

Loquillo, el pasado viernes, durante el concierto en el Fes Pedralbes.

Loquillo, el pasado viernes, durante el concierto en el Fes Pedralbes. / FERRAN SENDRA

1
Se lee en minutos
Jordi Bianciotto
Jordi Bianciotto

Periodista

ver +

El hachazo a los aforos de los conciertos y la confusión que irradia la pandemia han llevado a Loquillo a recuperar su versión más recogida y reflexiva, de la mano de los poetas que le iluminaron el camino a partir de aquel álbum de punto y aparte que fue ‘La vida por delante’ (1994). Ese es el título del concierto que estrenó este viernes en Fes Pedralbes, cita con su poesía de cabecera, dejando que el lenguaje del rock’n’roll se atemperara en cuidado roce con los medios tiempos, la textura acústica y el suave galope del country.

Puso el pórtico la voz de Charles Trenet, entonando ‘L’âme des poetes’, y bajo su arco de triunfo caminamos hacia el “país del pasado” que encarna la coctelería de ‘Balmoral’. El Loco, de negro, con aires a Yves Montand, cogiendo impulso para apuntar a los “extremos confines” de ‘La vida que yo veo’, y para deslizarnos que “obedecer a ciegas, deja ciego” en ‘Transgresiones’. Aquel álbum poético bautismal, y el siguiente, ‘Con elegancia’ (1998), pusieron los pilares, si bien hubo miradas a otros trabajos: el guiño a la actualidad de ‘Political incorrectness’ o el reflejo romántico de ‘Cuando vivías en la Castellana’, piezas del disco ‘Su nombre era el de todas las mujeres’ (2011).

Noticias relacionadas

Las palabras de Jacques Brel

Loquillo fue el dominador del escenario que conocemos, y el ‘crooner’ de taburete que se arrima a Gil de Biedma para entonar ‘No volveré a ser joven’ entre guitarras acústicas y la brisa de la armónica. Como siempre, dio juego: a Gabriel Sopeña, cómplice preferente del cuarteto, que estrenó al piano el sereno rock de ‘Ceremonia’, avance del disco con textos de Julio Martínez Mesanza, y a Josu García, presto a recordar a ‘Cass (la chica más guapa de la ciudad)’, tema de su antiguo grupo, Más Birras. Invocó a Johnny Cash, Kris Kristofferson Georges Brassens, y bromeó con Sopeña al recordar cómo este se las arregló para persuadir a la viuda de Brel para que le permitiera musicar esas estrofas que lo dicen todo del presente: estaremos “desesperados”, de acuerdo, “pero con elegancia”.