Mundial de Qatar

Disturbios callejeros en Bruselas y otras ciudades tras el partido entre Bélgica y Marruecos

  • 150 aficionados quemaron contenedores y lanzaron fuegos artificiales en las calles de la capital belga

  • Los enfrentamientos se repitieron en localidades como Lieja y Amberes, e incluso se extendieron a la vecina Holanda

Un aficionado con la bandera de Marruecos en una calle de Bruselas con un foco de incendio al fondo.

Un aficionado con la bandera de Marruecos en una calle de Bruselas con un foco de incendio al fondo. / Efe / Stephanie Lecocq

2
Se lee en minutos

Decenas de personas provocaron este domingo disturbios en el centro de Bruselas tras el partido del Mundial de fútbol que ha enfrentado en Qatar a Bélgica con Marruecos, destrozando vehículos y mobiliario urbano, lo que ha obligado a intervenir a la policía.

El alcalde de la ciudad, Philip Close, ha condenado los incidentes y aconsejado a los aficionados que no se desplacen al centro en un mensaje en la red social Twitter. "La policía pone todos sus medios para mantener el orden público. He ordenado a la policía proceder a arrestos administrativos de los alborotadores", escribió.

Los incidentes comenzaron a mitad del segundo tiempo, cuando unos 150 jóvenes reunidos en el centro de la capital belga prendieron fuego a un contenedor y lanzaron petardos y fuegos artificiales, tras lo cual la emprendieron a golpes con los vehículos estacionados en la zona, según informa la televisión pública belga RTBF.

Disturbios en las calles de Bruselas tras la victoria de Marruecos ante Bélgica en el Mundial de Qatar.

/ EFE / STEPHANIE LECOCQ

Las imágenes difundidas por los medios locales muestran a varios aficionados destrozando un coche, algunos portando la bandera de Marruecos, vencedora del encuentro, así como patinetes incendiados.

Centenares de policías para frenar el incidente

"Ha habido utilización de material pirotécnico, lanzamiento de proyectiles, uso de palos, incendio sobre la vía pública (...) la destrucción de un semáforo y se ha rodeado a un vehículo con su ocupante", explicó a la agencia Belga la portavoz de la policía del distrito centro, Ilse Van de Keere, quien añadió que un periodista ha resultado herido en los incidentes.

Estos disturbios han llevado a intervenir a un centenar de policías, que han utilizado gas lacrimógeno y dos cañones de agua, y han pedido a los ciudadanos que eviten el centro. Han obligado además a cerrar varias estaciones de metro y a cortar algunas calles a la circulación, así como impactado el transporte público.

La policía había realizado un amplio despliegue con motivo del partido, que terminó con un 2 a 0 a favor de la selección marroquí, ya que en 2017 se habían producido importantes disturbios tras la clasificación de Marruecos para la Copa del Mundo, que se saldaron con 22 heridos.

Este domingo se practicaron también una docena de detenciones en Amberes, según la policía de la ciudad portuaria belga, que tuvo que utilizar camiones de bomberos en varios lugares e interrumpir el tráfico en el bullicioso barrio de Borgerhout.

Daños en Lieja

En Lieja, medio centenar de personas atacaron una comisaría y rompieron ventanas y dañaron las luces de los vehículos de servicio, mientras que otros hinchas causaron daños a mobiliario urbano o vandalizaron algunas tiendas de servicio nocturno.

También se produjeron incidentes en varias ciudades neerlandesas tras la victoria de Marruecos sobre Bélgica en la fase de grupos del Mundial de Qatar.

Unidades móviles de la policía cargaron contra los alborotadores en el centro de Rotterdam, donde se habían reunido 500 personas, que lanzaron material pirotécnico y botellas contra los agentes, según la policía.

Noticias relacionadas

Los agentes antidisturbios también intervinieron esta noche en La Haya para contener los disturbios, mientras que en Ámsterdam se congregaron unas 500 personas, que encendieron pequeños fuegos y lanzaron fuegos artificiales.

También hubo algunas concentraciones de aficionados en Utrecht y Amersfoort, que encendieron algunos pequeños fuegos y lanzaron fuegos artificiales en un ambiente festivo, aunque en la segunda localidad se prendió fuego a una moto, según la policía