Ir a contenido

EXHUMACIÓN DE FRANCO

Ayuso matiza que habló de que podrían arder iglesias como "argumento retórico llevado al extremo"

La presidenta madrileña sostiene que sus palabras no han caído "ni mal ni bien" en el PP y dice que ha hablado con Pablo Casado, "la voz más autorizada"

El líder de los 'populares' respalda su intervención porque "reivindicó la concordia constitucional" y solo "criticó" una frase de Maestre sobre 1936

Europa Press

Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid

Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid / EFE / FERNANDO ALVARADO

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha defendido este viernes que habló de que podrían arder iglesias como "argumento retórico llevado al extremo" y que simplemente criticó que hablar "constantemente" de la exhumación de Franco "no tiene ningún sentido".

Tras sus polémicas declaraciones en la Asamblea, la dirigente ha explicado que allí hizo una intervención de casi tres minutos en la que incidió en que los españoles tienen "que seguir mirando hacia adelante como un país que ya se dio un abrazo en el 78 en la Transición" y no abrir "ahora polémicas que no ayudan y que además intentan dividir".

Según Ayuso, lo que quiso decir es que "después del asunto del Valle de los Caídos cuál puede ser" el siguiente. "Eso fue todo lo que reivindiqué, y además lo hago siempre. Creo que España, y en concreto Madrid, tiene una serie de problemas, de incertidumbres, que es donde nos tenemos que centrar. No en esta actuación del Gobierno de España que yo creo que casi siempre lo que intenta es otra cosa: dividir entre comunidades y ahondar en polémicas que no existen", ha recalcado, en declaraciones a los periodistas a la entrada de la celebración del Día de la Policía en Ifema.

La presidenta madrileña ha hecho hincapié en que con su frase sobre las iglesias quería recordar las palabras que pronunció la portavoz de Más Madrid en el Ayuntamiento, Rita Maestre, cuando 'asaltó' la capilla de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), y que también utilizan "muchas veces políticos y amigos del entorno de Podemos".

Ella intentaba poner el foco en "por qué sucede esto ahora" y, a su parecer, si cualquiera escucha su intervención lo ve. Para la dirigente autonómica, "lo importante es no poner en tela de juicio la Transición una y otra vez" porque ya abuelos, madres y la sociedad de entonces hizo el esfuerzo de seguir mirando hacia adelante.

Respaldo de Casado

Ayuso ha sostenido que sus palabras no han caído "ni mal ni bien" en el PP y ha contado que ha hablado personalmente con el presidente del partido, Pablo Casado, "la voz más autorizada". Si hay algo que le ha dicho es que él cree que "lo importante, en lo que hay que estar centrados, es en los problemas que tiene el país, en mirar hacia adelante y en la economía". Con esto, la presidenta autonómica, no puede estar "más de acuerdo".

"No está ni mucho menos ni enfadado, ni disgustado, ni siquiera me ha llevado la contraria. Hoy mismo ha hecho unas declaraciones en Ceuta y entiende perfectamente lo que yo digo. Él también está de acuerdo en que la izquierda para intentar buscar el bloqueo constante al que nos tienen sometidos busca debates estériles", ha desvelado. Para Ayuso, "lo de Franco ni siquiera divide, los españoles están a otra cosa, a otros tiempos".

El propio Casado ha restado este viernes trascendencia en Ceuta a las declaraciones de Ayuso. "Ella me ha dicho que reivindicó la concordia constitucional y criticó una frase que Rita Maestre dijo al asaltar una capilla en la Universidad Complutense", ha apuntado Casado antes de confirmar que jueves tuvo "oportunidad" de hablar con la presidenta madrileña.

Casado ha animado a los periodistas a recurrir a la hemeroteca y recordar la frase que la dirigente de Más Madrid supuestamente pronunció en marzo del 2011 ("Arderéis como en el 36"). "Pueden hacer uso de la hemeroteca para saber quién dijo esa frase; la señora Ayuso solamente la repitió", ha concluido el líder del PP, quien ha evitado aclarar si las palabras de la presidenta de Madrid han creado "polémica" o no en el seno de su partido.

Debate acalorado

La portavoz del PP en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo, ha querido también quitar hierro a las palabras de Ayuso advirtiendo de que se produjeron en un "acalorado debate parlamentario". En una entrevista en RNE, ha considerado, en todo caso, que el Gobierno con la exhumación del cadáver del dictador está haciendo "electoralismo", como hace "con todo, incluso con la memoria y con la historia".

Alvarez de Toledo ha instado a preservar y proteger el espíritu de la Transición y ha advertido de que "todo lo que sea reabrir heridas o buscar la división" es algo "disolvente, degradante y desolador" para los españoles.

Además, ha criticado el "maniqueísmo" de decir que "la izquierda tenía razón y la derecha era perversa y malvada" o el pretender enfrentar a la derecha y a la izquierda o volver "a la retórica o los actos concretos de una España contra otra".

Y sobre si cree que el Gobierno reabre heridas del pasado con la decisión de exhumar los restos de Franco del Valle de los Caídos, ha afirmado que el Ejecutivo de Pedro Sánchez "se dedica a hacer, como con todo, electoralismo" en esta cuestión.

Defensa numantina de Almeida

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha justificado este viernes las palabras de Ayuso porque su intención era "denunciar que en 2019 no se puede seguir hablando de Franco". Almeida ha indicado que "nadie duda de que no piensa que se van a quemar iglesias" y que su intención era "denunciar que en 2019 no se puede seguir hablando de Franco, y es que la estrategia de miedo a raíz de memoria histórica, de Franco, no es lo que quiere PP para el futuro. El problema de España es Pedro Sánchez, no Franco", ha lanzado el regidor en una entrevista en Antena 3 recogida por Europa Press.

Sobre la petición de información de Más Madrid sobre el riesgo de quema de iglesias en Madrid, Martínez-Almeida ha indicado que ello "permite visualizar que la oposición no tiene otro proyecto que hablar de Franco".

El alcalde de la capital ha pedido asimismo al Gobierno central que "no se desentienda" una vez se exhumen los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos. "Si el mismo Gobierno dijo que no se le podía enterrar en la Almudena por problemas de orden público, vamos a poner todos los medios para que si piensa que puede pasar, que no se desentienda", ha aseverado.