Imputan al ex presidente argentino Mauricio Macri por espionaje ilegal

  • Macri es considerado presunto responsable de espiar a los familiares de las víctimas del submarino ARA San Juan que se hundió en aguas australes el 17 de noviembre de 2017.

El ex presidente argentino, Mauricio Macri.

El ex presidente argentino, Mauricio Macri. / JUAN MABROMATA (AFP)

2
Se lee en minutos
Abel Gilbert
Abel Gilbert

Corresponsal en Buenos Aires

Especialista en se ha especializado en temas políticos relacionados con la región pero también ha abordado cuestiones culturales y deportivas

Escribe desde se encuentra en la ciudad de Buenos Aires

ver +

A casi dos años de dejar la presidencia argentina, el juez federal, Martín Bava decidió imputar a Mauricio Macri por presuntos actos de espionaje ilegal contra familiares de las víctimas del submarino ARA San Juan que se hundió en aguas australes el 17 de noviembre de 2017, con 38 tripulantes y seis buzos tácticos a bordo. El magistrado le decretó un embargo de unos 850.000 euros y le prohibió abandonar el país.

En principio las denuncias por espionaje ilegal a quienes reclamaban al Gobierno informaciones sobre la suerte de sus familiares ahogados apuntaron contra la cúpula de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI). Sin embargo, el juez consideró que Macri tuvo una responsabilidad directa en esos episodios. El ex mandatario de derechas consideró que la decisión de Bava ha sido una clara prueba de su falta de imparcialidad en esa causa. La investigación judicial comenzó en setiembre de 2020. El abogado de Macri, Pablo Lanusse, ya ha reclamado que la causa cambie de juzgado.

Un mes atrás, el juez intentó interrogar a Macri. Los abogados del ex presidente presentaron un escrito en su nombre. La imputación se conoce tres semanas después de las elecciones legislativas en las que la coalición conservadora de la que forma parte le sacó dos millones de votos de ventaja al peronismo, en el poder.

Hechos probados

Bava considera probado que la delegación de la AFI de la ciudad balnearia de Mar del Plata, donde se encuentra la base del submarino siniestrado, se dedicó a seguir, fotografiar e infiltrar a los seres queridos de los tripulantes del ARA San Juan, entre diciembre de 2017 y finales de 2018. Los espías le informaban al Gobierno los reclamos que se proponían hacer los familiares ante la justicia en un caso de fuerte repercusión internacional.

Por esta causa ya han sido procesados el exdirector general de la AFI, Gustavo Arribas, un amigo personal de Macri, su mano derecha, Silvia Majdalani, entre otros funcionarios de la secretaría estatal.

Varios frentes judiciales

Macri tiene otros frentes judiciales. El expresidente y tres de sus ministros están imputados en una causa por presunto contrabando de municiones a Bolivia tras el golpe de Estado que derrocó a Evo Morales en noviembre de 2019. Esos pertrechos fueron enviados al vecino país en un avión militar y tenían como propósito respaldar a las autoridades de facto.

Noticias relacionadas

A su vez, la familia Macri ha sido imputada por tentativa de perjuicio y defraudación contra el Estado en el marco de la estatización del Correo Argentino que perteneció al holding empresarial que encabezaba su extinto padre, Franco Macri.  Otro juez, Marcelo Martínez de Giorgi, investiga al mismo tiempo si una estructura de sociedades vinculadas al Grupo Macri compró parques eólicos y los vendió obteniendo fuertes ganancias en medio de una situación anómala.

Según el ex mandatario, todas las causas abiertas son actos de venganza del peronismo. Macri ha expresado su voluntad de volver a gobernar a partir de diciembre de 2023. En estos momentos no es el líder indiscutido de su espacio. Otros dirigentes quieren también ser candidatos a presidente, entre ellos el alcalde de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta.