Ir a contenido

el crimen se cometió el 2 de octubre

La CIA concluye que el príncipe heredero saudí ordenó matar a Khashoggi

La agencia revela que el embajador saudí en Washington, hermano de Bin Salman, animó al periodista a viajar a Estambul

El Periódico

Mohamed bin Salman, príncipe heredero de Arabia Saudí.  / ARCHIVO / AP

Mohamed bin Salman, príncipe heredero de Arabia Saudí. 
El cuerpo de la mujer asesinada en plena calle en Sant Joan les Fonts. 

/

La CIA  ha concluido que el príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed bin Salman, ordenó planear y matar al periodista Jamal Khashoggi,  quien residía en Estados Unidos y que fue asesinado en el consulado saudí en Estambul, donde acudió a principios de octubre a realizar unos trámites para contraer matrimonio con su novia turca, según 'The Washington Post'.  La agencia de espionaje tiene previsto informar este mismo sábado al presidente Donald Trump de los avances en la investigacion, pero el vicepresidente, Mike Pence, ya avanzó que se "pedirán cuentas a todos los que son responsables" del crimen.

'The Washington Post' reveló que la CIA pudo averiguar Khashoggi habló con el embajador saudí en Estados Unidos, hermano del prínciper heredero Bin Salman, acerca de sus planes de viajar a Turquía.  El diplomático insistió que realizara su viaje a Estambul, asegurándole que nada le iba a pasar, aunque se desconoce si el hermano del príncipe saudí sabía de los planes de asesinarlo.

Llamadas interceptadas

También 'The New York Times' publicó una información sobre las conclusiones de la CIA, en la que explicaba que la agencia estaodunidense interceptó llamadas del príncipe heredero y del grupo que mató a Kashoggi en los días previos al crimen.  Las llamadas indican que el príncipe buscaba maneras de atraer a Khashoggi a Arabia Saudí, aunque en las interceptaciones no dijo que le quería muerto.

Tras su desaparición, Arabia Saudí defendió que Khashoggi había salido por su propio pie del consulado. Pero con el paso de los días, la presión internacional y las pruebas en manos de Turquía, el reino admitió que el periodista había muerto en sus dependencias. En una primera version, las autoridades saudís alegaron que murió en una pelea, aunque después reconoció que había sido un asesinato premeditado.

Los 15 agentes saudís

En el consulado, a Khashoggi le esperaba una quincena de agentes saudís que habían llegado a Estambul la noche anterior, entre ellos cuatro miembros de la seguridad del príncipe. Esta semana, el fiscal general de Arabia Saudí, Saud al Moyeb, anunció que ha pedido ha pedido la pena de muerte para cinco personas acusadas del asesinato y que ha presentado cargos contra otras seis, además de asegurar que el príncipe heredero no estaba al tanto del crimen.

Según el 'Post',  la CIA ve a  bin Salman como un "buen tecnócrata" pero volátil, arrogante y alguien que "va de cero a cien, que no parece entender que hay algunas cosas que no puede hacer". La agencia estadounidense, no obstante, cree que el príncipe "sobrevivirá" al escándalo y que su futuro como rey saudí se "da por hecho". 

Trump ha señalado este sábado que esperaba a ser informado por la CIA de los avances. "Hasta este momento -ha dicho- nos han dicho que él (Bin Salman) no desempeñó un papel, vamos a tener que averiguar qué dicen", afirmó. El dirigente ha aprovechado para alabar de nuevo a Arabia Saudí, país al que descibió como "una aliado espectacular de verdad". "Nos han dado muchos trabajos y mucho negocio y desarrollo económico", ha subrayado.