DIEZ DÍAS DE DESCANSO

Obama repite vacaciones en la exclusiva isla de Martha's Vineyard

El presidente de EEUU se lleva a su asesor en temas de antiterrorismo

Los comercios de la isla de Martha’s Vineyard se preparan para la llegada del presidente Obama y su familia, hoy, en la localidad de Oak Bluffs.

Los comercios de la isla de Martha’s Vineyard se preparan para la llegada del presidente Obama y su familia, hoy, en la localidad de Oak Bluffs. / Steven Senne (AP)

2
Se lee en minutos
EFE

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha empezado hoy sus vacaciones en la exclusiva isla de Martha's Vineyard, donde se tomará 10 días de respiro tras los que se sumergirá de lleno en la reñida campaña para las elecciones legislativas del próximo noviembre. Obama viaja acompañado de su esposa Michelle, sus hijas Malia y Sasha, el perro presidencial Bo y algunos de sus más estrechos colaboradores, como su asesor en temas de antiterrorismo, John Brennan, y su asesora y amiga Valerie Jarrett.

Obama tratará de "recargar las pilas", según ha informado la Casa Blanca, después de un intenso año de trabajo en el que le ha tocado librar duras batallas en el Congreso, afrontar un catastrófico derrame de petróleo en el golfo de México, lidiar con una economía todavía renqueante y una guerra cada vez más impopular en Afganistán.

Pendiente de la actualidad

Pese a todo, el presidente trabajará un poco “todos los días” y estará pendiente de cualquier imprevisto que pueda surgir. "Cuando uno habla de vacaciones presidenciales tiene que poner la palabra vacaciones entre comillas", ha señalado el portavoz de la Casa Blanca Bill Burton, quien ha avanzado que Obama recibirá "actualizaciones constantes sobre la economía y otros temas".

Obama, que al igual que Bill Clinton y a diferencia de la mayoría de presidentes carece de casa propia para veranear, recibió duras críticas el año pasado por elegir para sus vacaciones Martha's Vineyard, uno de los enclaves de reposo más exclusivos del país. Sus detractores lo acusaron entonces de "elitista”. Martha's Vineyard es el lugar preferido de descanso de la dinastía Kennedy y de la elite progresista del país.

El jefe de la Casa Blanca concluirá sus vacaciones el 29 de agosto, cuando se desplazará a Nueva Orleans para conmemorar el quinto aniversario del huracán Katrina.

Pausa en Florida

El pasado fin de semana el mandatario estuvo en Florida con su esposa Michelle y su hija pequeña Sasha en un viaje que tuvo como principal objetivo promocionar el turismo en la zona, afectada por el catastrófico vertido de crudo del golfo de México.

Noticias relacionadas

En Martha's Vineyard, mientras tanto, la llegada de los Obama ha generado expectación pero no el revuelo del año pasado, cuando la mayoría de los establecimientos comerciales colocaron fotos del entonces flamante presidente y las camisetas con su imagen se vendieron como churros.

"No se respira la locura del año pasado", explicaba Maya Sharp, propietaria de una tienda de golosinas que Obama visitó con sus hijas durante sus vacaciones el pasado verano.