Abro hilo

Un asesino "inmigrante" que nació en Madrid y se llama Jesús

Los prejuicios de Vox, la velada de Ibai y los fichajes del verano centran el interés en las redes

Una mujer pasa por la tienda de uniformes de trabajo ‘Vistebien’, donde el pasado lunes, 3 de julio, apuñalaron a Conchi, la dueña del establecimiento, en la Plaza de Tirso de Molina, a 5 de julio de 2023, en Madrid (España).

Una mujer pasa por la tienda de uniformes de trabajo ‘Vistebien’, donde el pasado lunes, 3 de julio, apuñalaron a Conchi, la dueña del establecimiento, en la Plaza de Tirso de Molina, a 5 de julio de 2023, en Madrid (España). / Carlos Luján - Europa Press

Daniel G. Sastre

Daniel G. Sastre

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Abascal ya no se acuerda de Concha

Uno de los sucesos más desgraciados de la semana se ha visto envuelto en una absurda polémica posterior que ilustra hasta qué punto los simpatizantes de algunos partidos se convierten en 'hooligans'. El lunes murió apuñalada la dependienta de una tienda en pleno centro de Madrid. Como es habitual, y más en campaña electoral, las redes se llenaron de memes racistas, dando por hecho que el asesino era inmigrante. "¿Come jamón?" es uno de los mensajes más repetidos en estos casos, y de los más celebrados por los chicos de Vox. En esta ocasión bajó al ruedo el mismísimo líder de la fuerza ultra. "Ni Sánchez ni su vicepresidenta se acordarán de esta mujer. No habrá minutos de silencio, ni portadas, ni programas especiales... Solo Vox se acuerda de que hay españoles que están sufriendo el disparate migratorio avalado por todos los partidos", escribió Santiago Abascal en un tuit, que no ha borrado.

Al parecer, él y varios cientos más de comentaristas fundaban sus sospechas en que un testigo presencial del apuñalamiento dijo que el asesino tenía "aspecto marroquí". Pero la tesis empezó a flojear cuando la policía detuvo a una persona y trascendió que tenía nacionalidad española. El foco de los mensajes se trasladó entonces a qué fácil es, para los inmigrantes, conseguir los papeles, se supone que por culpa del Gobierno socialcomunista. "Un trozo de plástico no te hace español. Quien asesinó a Concha era un marroquí con antecedentes al que como premio le habían dado la nacionalidad española", sostenía @AlbertoCaliu.

El castillo de naipes se derrumbó del todo cuando se conoció que el asesino se llama Jesús y nació en San Lorenzo de El Escorial, provincia de Madrid. Esos dos datos hicieron que los tuiteros de Vox perdiesen rápidamente el interés por el asesinato y pasaran a otros temas, en una nueva demostración de que existe mucha gente a la que solo le interesan las cosas que dan la razón a sus prejuicios.

Una mujer deposita un ramo de flores en la tienda de uniformes de trabajo ‘Vistebien’, donde el pasado lunes, 3 de julio, apuñalaron a Conchi, la dueña del establecimiento, en la Plaza de Tirso de Molina, a 5 de julio de 2023, en Madrid (España). El presu

Ramos de flores frente a la tienda donde murió asesinada una mujer en Madrid. /

Rivers contra Rivers contra Twitter

La semana pasada tuvo lugar uno de esos actos que marcan claramente una línea divisoria entre los jóvenes (digamos, siendo generosos, los menores de 35 o 40 años) y el resto de la población, carcomida ya por la deplorable senectud. Se trata de la 'Velada del Año III', una jornada organizada por el rey de los 'streamers', Ibai Llanos, en la que 'youtubers' y otros creadores de contenido internáutico se enfrentan en combates de boxeo. Lo más llamativo de ese día, en términos de audiencia, fue el contraste entre el furor que causó el evento en Twitch -la plataforma donde se emitía, de espíritu eminentemente juvenil, en la que superó los 3,4 millones de espectadores- y el sarcasmo un poco patético y taciturno con el que fue recibido en Twitter, una red más talludita. Y eso que, como ya ocurrió cuando la final de la Kings League abarrotó el Camp Nou, Ibai consiguió llenar el aforo del Metropolitano con más de 60.000 personas.

Pero Twitter se cobró su venganza esta semana. Resulta que hay dos 'streamers', una mexicana y una española, las dos bastante famosas, que se hacen llamar Rivers. Y las dos se enfrentaban en uno de los combates de boxeo de la velada. Todos coinciden en que fue una buena pelea -dentro de los límites del amateurismo, evidentemente-, pero ahí se acaba el consenso. La victoria a los puntos de la Rivers española no solo enfureció a la Rivers mexicana, sino que prácticamente ha provocado una guerra entre las comunidades hispanohablantes de ambos lados del Atlántico. Pese a que Ibai intentó poner paz ("debemos de tener un poco más de calma a la hora de poner según qué tuits", escribió), los insultos, la mala leche e incluso los llantos han proliferado a cuenta de un resultado que en casi toda Iberoamérica se ve muy injusto. Y en ese terreno, Twitter y los cuarentones, que no habían entendido nada de lo de la velada, no tienen rival.

Las 'Rivers' protagonizan uno de los asaltos más esperados de la Velada 3

Las 'Rivers' protagonizan uno de los asaltos más esperados de la Velada 3 / @infolavelada

Arda Güler y el fantasma de Di Stéfano

A la espera de ver cómo se resuelve el culebrón de cada verano sobre el fichaje de Kylian Mbappé por el Real Madrid -parece que ahora el PSG quiere que se vaya si no renueva contrato, para que no salga gratis el año que viene-, la capital de España ha acogido estos días la presentación de dos jugadores turcos, uno del Atlético de Madrid y otro del equipo blanco. Además de la nacionalidad de los protagonistas, los dos actos han tenido otro ingrediente en común: en ambos se han producido escenas surrealistas. 

El menos conocido seguramente es el nuevo fichaje del Atlético. Se trata de Caglar Söyüncü, un central procedente del Leicester inglés, un imponente bigardo de aspecto tan amenazador como difícil parece pronunciar su nombre. Que se lo digan al presidente del club rojiblanco, Enrique Cerezo, que lo presentó como "Chuyinchu". Pero lo más lisérgico de la sesión no fue eso, sino la pregunta del periodista del programa 'El chiringuito de jugones' en la rueda de prensa posterior. "Bienvenido a Madrid. ¿Te gustaría defender esta temporada a Kylian Mbappé?", inquirió. Como si ese eventual fichaje fuera la medida de todas las cosas. La cara de Söyüncü evidenciaba que no entendía nada.

La segunda presentación turca de la semana fue la de Arda Güler, la nueva perla futbolística del país, con una zurda muy fina. Florentino Pérez hizo un discurso muy largo, y Güler subió al escenario cuando todavía no había terminado, lo que produjo una situación incómoda. Y la duración de las palabras del presidente del Madrid contrastaron con los apenas 10 segundos que empleó el futbolista en decir los tópicos habituales. Habló tan rápido que al traductor se le vio verdaderamente apurado. Y, entre lo poco que se le entendió, estuvo el agradecimiento a Alfredo di Stéfano, "que está aquí". En realidad, la leyenda blanca lleva nueve años muerto.

Arda Güler con Florentino Pérez en la sala de trofeos del Real Madrid.

Arda Güler con Florentino Pérez en la sala de trofeos del Real Madrid. /