"La pandemia nos ha llevado a un viaje interior que nos ha dejado al descubierto"

"La pandemia nos ha llevado a un viaje interior que nos ha dejado al descubierto"

Luisa Vicente Santiago

En un momento u otro, la pandemia nos ha espejado a todos. Un viaje a nuestro interior nos ha dejado al descubierto mientras transitábamos por un año difícil y tortuoso. Casi 365 días frente al espejo, poco tiempo para conocernos un poco más y demasiado para desperdiciarlo. El espejo nos ha mostrado la humanidad que tenemos y la que creíamos tener. Hemos visto la poca o mucha empatía que sentimos ante el dolor ajeno. Hemos medido nuestro sufrimiento por los ancianos fallecidos en las residencias. Hemos palpado el miedo que tenemos frente a la enfermedad. El rechazo, la indiferencia, o el deseo que sentiríamos por morir en caso de enfermedad. Hemos sabido lo que más amamos. Qué momentos del día nos dan mayor placer y felicidad. Hemos medido el afecto que sentimos por nuestra familia, lo mucho que representa, y el miedo que sentiríamos al perderla. Hemos visto las cosas innecesarias que guardamos en nuestro armario. Lo poco importante que es el reloj. Hemos comprobado el apego o el desapego que sentimos por la naturaleza. Las posibilidades que nos puede dar la informática. Nuestra capacidad de sacrificarnos por el otro. Lo fácil que es leer un buen libro en dos días. La habilidad que tenemos, o el desastre que somos, para cocinar. Sabemos el precio de casi todo lo que consumimos. El valor nutricional y las calorías de lo que comemos. Disfrutamos del colorido tan bonito de la fruta y de la verdura. Hemos recapacitado lo importante que es un repartidor y un transportista.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Y al volver al bar de siempre, nos hemos dado cuenta de que aparte del buen café de siempre, nos regalan gel para las manos, una servilleta de papel, una bolsita de azúcar, nos dan una cucharita, un vaso de agua, nos dejan utilizar el wifi, un enchufe para el ordenador, compartir una gran mesa con solo dos personas, y además nos avisan puntualmente a las 11,30 para marchar por las restricciones del covid-19. Mañana repetiré.

Participaciones de loslectores

Másdebates